Ir a contenido

Patrocina:

REIVINDICACIÓN

Trece mujeres completan el Tour para reclamar una edición femenina

Una de las ciclistas que forma parte de la inicitavia es la española Anna Barrero

Irati Vidal / Barcelona

Trece mujeres completan el recorrido del Tour de Francia para reclamar una edición femenina

Trece mujeres completan el recorrido del Tour de Francia para reclamar una edición femenina / TWITTER

3.540 kilómetros, dos contrarrelojes, nueve etapas para velocistas, cinco de media montaña y otras cinco de alta montaña. Pero ninguna cámara ni un grito al atisbo, ni siquiera el aliento de los hinchas en la cuneta. Ese es el particular Tour de Francia que han vivido un grupo de 13 mujeres que, un día antes que los hombres, han completado cada una de las etapas de la ronda francesa para reivindicar una edición femenina de la competición.

La iniciativa nace del club Omnisport de Courcouronnes Cyclisme Fémenin (COCCF) y se plasma en el proyecto 'Donnons des elles au vélo J-1" (Darles a ellas una bicicleta J-1) con el que pretenden promover el ciclismo femenino y conseguir una cobertura mediática a la altura de la de los hombres. Por eso, montan sus propias bicicletas, hinchan las ruedas y se buscan su propio alojamiento mientras reivindican que "las mujeres también pueden correr el Tour de Francia". Algo que ya han demostrado en esta edición, en la que han sufrido más que los hombres por culminar la carrera.

Porque no tener a la organización detrás no solo comporta tener menos reconocimiento sinó que le añade difícultades al trayecto. "Nosotras no tenemos la carretera cerrada, tenemos que pararnos en todos los semáforos, en todos los Stops. Además hay coches que nos pitan y  a veces tenemos que detenernos porque no nos ceden el paso", explica la española Ana Barrero a Antena 3. Pero les da igual. Porque su meta no era conseguir puntos ni bonificaciones. Ni si quiera acabar en un podio con el maillot amarillo. Solo buscaban el reconocimiento de la organización y presionar a esta para que tome nota de carreras como el Giro de Italia y que cree la edición femenina del Tour.

Una española entre el grupo

El conjunto de mujeres que ha realizado esta particular competición está formado por once francesas, una ucraniana y la española Anna Barrero. Todas forman parte del mismo equipo, patrocinado por Skoda Uk, y, pese ser amateurs y trabajar ocho horas diarias en sus respectivos trabajos, han vivido la experiencia como profesionales. Se han entrenado como nadie, han completado todas las etapas con normalidad y han llegado a la meta final. Eso sí, no han tenido las mismas comodidades que los hombres."Ellos llegan y tienen un masajista o dos cada uno, les llevan en volandas al hotel. Y nosotras es llegar, descargar la bici y ponerla en el camion para prepararlo todo", explica Anna.

Con su perseverancia confían poder situar el ciclismo femenino donde algún día logró estar. Porque en 1995 Francia puso en marcha una carrera profesional para mujeres que ganó la británica Millie Robinson. Pero la competición, a la que se cambió el nombre hasta en tres ocasiones (CEE femenino, Tour Ciclyste Geminin o Grande Boucle), acabó muriendo en 2009 por falta de recursos. No por falta de interés o capacidad.

0 Comentarios
cargando