tragos divertidos y fáciles

5 cócteles con vino que puedes hacer en casa

Cristina Bruno, 'bar manager' de Muticlub, te enseña cómo hacer 5 combinados con vino. Y no, no son sangrías

Cristina Bruno, ’bar manager’ de Muticlub, prepara un cóctel con vino.

Cristina Bruno, ’bar manager’ de Muticlub, prepara un cóctel con vino. / ÁLVARO MONGE

4
Se lee en minutos
Ferran Imedio

Con las coctelerías cerradas, ha tocado disfrutar de los tragos en casa. Pero cuesta lo suyo hacerse un combinado original, divertido y con ingredientes que tengamos a mano en casa. ¿Qué tal un vino? Quien más quien menos tiene uno en casa. Pues atrévete a probar alguno de estos cinco que nos propone la 'bar manager' de Muticlub, Cristina Bruno. En su local de la calle de Còrsega, 338, ya reabierto, da la vuelta a los cócteles clásicos echándoles un poco de vino. ¡Que no todo es sangría!  


1. New York Sour

Con el toque rústico de la uva monastrell

El New York Sour lleva un tinto de uva monastrell.

"Este tiene como base bourbon, zumo de limón, clara de huevo y azúcar, pero nosotros le damos un toque con un tinto de uva monastrell del Tarima (Bodegas Volver, de la DO Alicante), que es bastante rústica y potente y que, gracias a su grado alcohólico y a sus taninos, aguanta y equilibra el whisky. Le ponemos un poco de licor de naranja para acabar de redondear todos los sabores".


2. Daiquiri

Se puede hacer con blanco, tinto o rosado

La trilogía de daiquiris de Muticlub: con tinto, con blanco y con rosado.

"Este cóctel está desde el primer dia en la carta del Muticlub, así que es un clásico de la casa. Lleva ron blanco, zumo de lima, azúcar y el vino correspondiente, sea blanco, rosado o tinto. El blanco es Lanius, un chardonnay de la bodega Alta Alella, porque buscamos proximidad, y con él sacamos notas de fruta tropical, como piña y maracuyá. El rosado lleva un merlot llamado Gran Caus, de la bodega Can Ràfols dels Caus, del que queremos extraer las notas de frutos rojos, y el tinto es más potente: Numanthia, de la DO Toro, astringente, con mucho carácter y cuerpo".


3. Gintónic

Con tres variantes

"Lo llamamos Gintorro y ha gustado mucho. Lo lanzamos justo antes del segundo cierre de bares y restaurantes. Es una fusión de gintónic, con menos cantidad de ginebra de lo normal, a la que al final se añaden lágrimas de vino blanco, rosado o tinto. Tiene que ser vinos bastante intensos y con estructura para que no se pierdan en el gintónic. Eso hace que al principio llegue el aroma del vino y luego el punto refrescante de la tónica. No mezclamos los ingredientes para que queden los dos colores diferenciados en la copa.

Al gintónic que lleva vino en Muticlub le llaman Gintorro: puede ser blanco, rosado o tinto.

Para el Gintorro de vino tinto usamos Llavors (bodega La Vinyeta), una cabernet del Empordà, por sus recuerdos de clavo y pimienta negra que van muy bien con la ginebra Monkey 47, que tiene toques herbáceos; acabamos con una rama de romero y un 'twist' de lima. El Gintorro de vino rosado lleva merlot (el mismo Gran Caus de antes) porque buscamos la fruta roja, y se combina con ginebra Seagram's, que es tirando a seca; el 'perfect serve' acaba con unos arándanos azules y piel de naranja. El que lleva vino blanco incorpora un albariño Alba Martí (Martí Códax) para buscar un punto más cítrico y más fresco que va bien con la ginebra Nordés, que también es gallega, y se remata con una hoja de salvia para dar frescura y un 'twist' de limón para aportar un toque más cítrico y fresco".


4. Cosmopolitan

Un xarel·lo del Penedès como base

Este Cosmopolitan lleva un xarel·lo y un aguardiente de vino, ambos del Penedès.

"Para este cóctel elegimos Miranius, un xarel·lo del Penedès (Celler Credo) por sus notas verdes y de flores blancas. La base es un aguardiente de vino del Penedès (Rajolí, de Companyia Artesana de Licors), con un licor de flor de saúco, un poco de zumo de arándanos (típico del Cosmopolitan) y un poco de zumo de lima para equilibrar. Se acaba con el xarel·lo en busca de esas notas de flores más suaves porque no nos interesan vinos que repunten el cítrico sino que buscamos armonía. El detalle final es asar una ramita de tomillo limonero con un soplete para conseguir los aromas ahumados de esta hierba".


5. Old fashioned

En vez de bourbon, coñac

Noticias relacionadas

El Old fashioned con vino lleva un almíbar hecho a partir de un tinto del Montsant. Se sirve en una copa de coñac.

"El Old fashioned clásico tiene bourbon y va aromatizado con angostura y piel de naranja, además de llevar un poco de azúcar. En Muticlub hacemos una variación con coñac en vez de bourbon y lo preparamos a la manera clásica pero en vez de azúcar blanco ponemos un almíbar que hemos hecho a partir de un 'montsant' tinto (Veïnat, de Viñedos Singulares). Para acabar, tostamos tres granos de café para que, al ponerlos en la copa, liberen todos los aromas; por eso nos conviene una copa cerrada, de coñac, y sin hielo. El Veïnat es un vino con notas de frutos negros silvestres como la mora y es muy redondo y fino, lo que hace que se integre muy bien y de manera muy elegante con el coñac".