Junto a la plaza de Catalunya

Candela: arroces de órdago

  • Este elegante, cálido y novísimo restaurante, en el corazón de Barcelona, sirve arroces de órdago, espetos y otros platos mediterráneos elaborados productos de proximidad

Uno de los arroces del restaurante Candela.

Uno de los arroces del restaurante Candela.

1
Se lee en minutos
Ferran Imedio
Ferran Imedio

Periodista

ver +

Las paellas haciendo 'chup-chup' te tientan desde el otro lado del cristal. Estás paseando por la Rambla de Catalunya, a la altura del número 2 (junto a la plaza de Catalunya), y ves unos cuantos arroces diciéndote "¡entra, entra!". Y tú, débil de espíritu, cedes y cruzas la puerta. Estás en Candela, un restaurante de cocina y espíritu mediterráneos que se ha convertido una de las novedades más destacadas en el centro de la ciudad en los últimos meses.

Caer en la tentación del arroz, una de las especialidades de la casa, es una decisión de lo más agradecida, porque la verdad es que lo bordan. Ya sea el meloso de setas y costillas de cerdo, la paella valenciana, el arroz negro, el del 'senyoret'... Ninguno supera los 16,40 euros, precios moderados para la zona en la que está ubicado Candela.

Espeto del restaurante Candela.

/

La otra gran apuesta de este amplio, elegante y cálido establecimiento, decorado con plantas y maderas, es el espeto. Aquí tienes de sardinas, de langostino, de calamar, de dorada y de lubina. Como en las playas de Málaga pero en el asfalto de Barcelona. 

Pequeños productores locales

Más allá de estos dos pilares de la carta, no faltan platos de la huerta, del mar, tapas, frituras, brasas... Todo ello, con productos de temporada y proximidad de pequeños productores locales con los que recorrer el Mediterráneo: el atún rojo de almadraba, las anchoas de L’Escala, los mejillones y navajas del delta del Ebro, la butifarra de perol de la carnicería Singla de Navarcles, los huevos de Calaf...

Noticias relacionadas

No hay menú de mediodía ni carta de postres, que llegan a la mesa en unos tarros a elegir: fruta, tarta de queso Idiazábal, 'mousse' de chocolate y avellana y frambuesa, tocino de cielo de maracuyá, 'mousse' de yogur con mermelada de frutos rojos, 'panna cotta' con limón.

Vamos, que cuesta salir de allí. Con lo fácil que ha sido entrar...