Pionero verde

Viva: el primer y único vegetariano de El Prat (aunque parezca mentira)

  • El nuevo restaurante llena, con sus platos desenfadados para compartir, un vacío gastronómico en esta ciudad vecina del Parc Agrari del Baix Llobregat, una de las mayores huertas de Europa

’Dumplings’ de ’calçots’ a la brasa y salsa romesco con salsa ’tentsuyu’ del restaurante Viva.

’Dumplings’ de ’calçots’ a la brasa y salsa romesco con salsa ’tentsuyu’ del restaurante Viva. / Ferran Imedio

Se lee en minutos

Cuesta creer, pero así es: El Prat de Llobregat, que tiene en su término municipal una de las huertas más grandes de Europa, no tenía restaurante vegetariano hasta hace poco más de un año. Los hermanos treintañeros Isaac y Eva López han venido a corregir esa 'anomalía' con Viva (carretera de la Platja, 16), un local desenfadado que abrió semanas antes del confinamiento decretado por el estado de alarma. Y a pesar de todas las dificultades que ha sufrido hasta ahora, funciona de maravilla.

Son muchas las claves de su éxito. No solo es ser el primer y único restaurante vegetariano de El Prat. No solo esa decoración colorida, informal, con sofás y mesas y una barra junto a la cocina a la vista. No solo esa música animada (a veces en directo). También, y sobre todo, esos platos para compartir que no se casan con ningún estilo gastronómico y que siempre usan productos del Parc Agrari del Baix Llobregat.

Newsletter Cata Mayor

Pau Arenós te cuenta cada semana los secretos mejor guardados para disfrutar del buen comer dentro y fuera de casa.

Suscríbete

Desde los 'dumplings' de 'calçots' a la brasa con salsa romesco hasta la 'burger' de alcachofa con mayonesa de wasabi. Desde tacos hasta 'ramen', desde 'pad thai' hasta croquetas, aquí lo 'vegetarianizan' todo. Una manera muy lúdica de vivir la comida vegetariana, al estilo de Green & Burger, recientemente abierto en Barcelona.

'Brunchs' y cafés de especialidad

"Los pratenses solíamos ir a Barcelona a comer o cenar a un restaurante como este, así que decidimos montar uno así en nuestra ciudad", explica Eva López, que completa la oferta con 'brunchs', cafés de especialidad, cervezas artesanales, vinos naturales, vermuts, cócteles...

Te puede interesar

Cuando la situación se normalice, quieren organizar talleres, catas y cursos que vayan más allá de la gastronomía, como uno de 'skate'.

El menú de mediodía laborable, que cambia cada semana y en el que las alcachofas siempre presentes en algún plato mientras dure su temporada, y el menú Pizza cuestan 12,95 euros (con una pizzas a elegir entre dos, bebida, postre y pan). A la carta, se come por unos 20 euros.