Protesta en el transporte público

La plantilla de bus de Barcelona planea alargar la huelga

La plantilla de bus de Barcelona planea alargar la huelga

ZOWY VOETEN

2
Se lee en minutos
Jordi Ribalaygue
Jordi Ribalaygue

Redactor

Especialista en Barcelona y área metropolitana

Escribe desde Barcelona

ver +

La plantilla del servicio de autobuses de Transports Metropolitans de Barcelona (TMB) ha aprobado este mediodía alargar la huelga que ha empezado este jueves con un paro total, que ha provocado largas esperas y aglomeraciones en las paradas a lo largo de la mañana. La asamblea de trabajadores ha ratificado los paros ya programados de dos horas repartidos en tres franjas horarias, previstos a partir de mañana y que concluirán el 30 de septiembre. Además, ha instado a prolongarlos a partir de octubre.

El personal que ha acudido al encuentro ha aceptado que el comité de empresa registre este viernes el anuncio de una nueva convocatoria de huelga parcial de lunes a viernes. De prosperar una nueva tanda de protestas, se cuenta con que empiecen el 10 de octubre, sin fijar de entrada una fecha límite. Por último, la asamblea se ha avenido a prever una nueva jornada de huelga de 24 horas el próximo 9 de noviembre, en caso de que no fructifique un acuerdo entre la empresa y los representantes de los trabajadores, que exigen un aumento salarial acorde con la subida de la inflación.

De materializarse el calendario de movilizaciones, los convocantes de la huelga de este jueves programarían un nuevo turno de paros por franjas de dos horas de aquí a medio mes, el margen de antelación que se exige entre el anuncio de la convocatoria y el inicio de las protestas. La frecuencia de paso de los buses de TMB se reducirá de 02.00 a 04.00, de 10.00 a 12.00 y de 21.00 a 23.00 horas a partir de este viernes y hasta final de mes. La Generalitat ha decretado servicios mínimos para tratar de moderar las afectaciones. El comité de empresa tiene pendiente de estudio cuáles serán las franjas en que el servicio se verá mermado en caso de tirar adelante un nueva huelga a partir de octubre.

Las causas de la movilización

Los sindicatos convocantes de los paros (ACTUB, CGT, SIT, CCOO y UGT) acusan a la dirección de TMB de mantener congeladas las negociaciones del convenio. Le recriminan que no acepte transferir un aumento de salario a la plantilla de 4.459 trabajadores para evitar que sufran una pérdida de poder adquisitivo por el encarecimiento generalizado de precios.

Noticias relacionadas

TMB opone que ha aceptado elevar las retribuciones hasta un 2%, el máximo que le permite la Ley de Presupuestos del Estado, recalca. La compañía de transporte público del Área Metropolitana de Barcelona acusa a los representantes sindicales de haber roto las negociaciones en los últimos días sin atender la oferta de acuerdo de la empresa. Además, tacha las reivindicaciones de “maximalistas”. 

Por el contrario, los sindicatos sostienen que TMB tiene margen para subir los conceptos variables del sueldo de la plantilla para atenuar las variaciones del IPC. También achacan una mala gestión a la empresa que, según sostienen, provoca daños a la salud de los trabajadores. Un informe reciente de Inspección de Trabajo ha advertido de la alta cantidad de jornadas de descanso que se deben a parte del personal. En cambio, TMB niega anomalías en ese sentido, recalca que ha llegado a acuerdos con los sindicatos para devolver los festivos pendientes y opone que el absentismo laboral ha descendido en los últimos meses.