Turismo

Las terrazas y chiringuitos de la Barceloneta se llenan de clientes

Un restaurador: "Hay más movimiento de turismo y gracias al tiempo hemos podido ampliar el horario"

Las terrazas y chiringuitos de la Barceloneta se llenan de clientes

ACN / Lourdes Casademont

4
Se lee en minutos
ACN

Las playas de Barcelona han vivido un fin de semana con buena afluencia de visitantes que han aprovechado el buen tiempo. Los restaurantes y chiringuitos han trabajado a pleno rendimiento.

"Hay más movimiento de turismo y, gracias al tiempo, hemos podido ampliar el horario", explica Álvaro, el encargado del restaurante La Playa de la Barceloneta. Los residentes también han notado ese aumento de turismo y algunos de ellos también aplauden la recuperación de la actividad. "A nosotros no nos molesta porque es fuente de vida y trabajo", afirma Josep, un vecino de la zona.

La prohibición de fumar en la playa es una de las novedades de esta temporada. Hasta junio se realizará una campaña de concienciación ya partir de julio la ordenanza entrará en vigor.

Los chiringuitos notan el incremento del turismo

Los establecimientos de restauración de la zona de playas del litoral barcelonés comienzan a notar un incremento de turismo. En la Barceloneta han vivido un fin de semana con buen nivel de reservas y consumiciones. "Bastante mejor que anteriores fines de semana, se nota el movimiento de turismo y gracias al tiempo hemos podido ampliar el horario", afirma el encargado del restaurante La Playa de la Barceloneta. Hasta ahora cerraban a las ocho de la tarde, pero a partir de este fin de semana alargarán hasta las diez u once de la noche para aprovechar esta recuperación de actividad.

Una sensación que también comparte Ángela, una trabajadora de un chiringuito. "Hemos tenido muchísima gente el fin de semana, sobre todo por las tardes y ya se está notando la cantidad de turistas que van llegando", afirma. Por eso, como ocurre en muchos establecimientos de la zona, están buscando personal para reforzar las plantillas. El perfil de los clientes son sobre todo turismo extranjero, como franceses, alemanes e ingleses, aunque también hay residentes que salen a pasear.

Megan, una turista noruega que ha venido a pasar un fin de semana largo en Catalunya, se sorprendía este domingo de la cantidad de gente. "No sabía si habría turismo y si las tiendas estarían abiertas, pero es sorprendente que haya tanto turismo, hablando distintas lenguas", explica. También ha destacado que se agradece poder pasear sin tener que llevar la mascarilla y "volver a la normalidad".

Sin fumar en las playas

Una de las novedades más destacadas de esta temporada de baño es la prohibición de fumar para eliminar las colillas de la arena. La medida se ha tomado después de la prueba piloto del pasado año. El Ayuntamiento destaca que tuvo una buena acogida y que supuso una reducción de las colillas arrojadas a la arena. El objetivo es convertir las playas en espacios de "convivencia más saludables, con menos residuos y respetuosos con el medio ambiente".

Hasta junio se hará una campaña de concienciación y julio entrará plenamente en vigor, una vez se haya modificado la ordenanza. Algunos vecinos como Carmen aplauden la medida. "Estoy muy contenta con la prohibición porque hay que respetar a la gente que no fuma y que se entienda que las playas son de todos y no debe haber colillas". Ahora bien, también es consciente de que la medida no va a gustar a los fumadores. Por eso, cree, que es necesario buscar una fórmula de consenso. "Habrá que ver qué pasa y si no hay problemas", añade.


/ ACN / Lourdes Casademont

La temporada alta, a partir del 28 de mayo

Al tratarse de temporada media, la mayoría de servicios del litoral barcelonés están ya activados, como el de socorrismo y el refuerzo de la limpieza de los espacios. Según el calendario municipal, la temporada media incluye todos los fines de semana de mayo y del 12 al 25 de septiembre mientras que la temporada alta empezará el 28 de mayo y se alargará hasta el 11 de septiembre.

Noticias relacionadas

El inicio de la temporada viene marcada por el temporal Celia, que ha causado pérdidas de arena en algunas playas, lo que obligará a realizar labores de recuperación con arenas procedentes del dragado de la bocana del Port Olímpic.

Más accesibilidad

El Ayuntamiento afirma que se ha aumentado la accesibilidad en las playas. Así, se han hecho mejoras como una nueva silla hidráulica en la zona de baños del Fòrum, una nueva pérgola en cada punto de baño para dotarse de zonas de sombra, un nuevo servicio de inodoro en Nova Icària y un nuevo cambiador inclusivo en la playa de Sant Miquel. También hay un nuevo acceso a la playa de Llevant, desde el paseo Marítimo, que consiste en unas escaleras y unas pasarelas aprovechando el espigón.