Urbanismo

Barcelona da luz verde a la residencia de estudiantes de Drassanes

  • La plataforma Habitem Les Drassanes denunció que la modificación del último planeamiento urbanístico aprobado en pleno en julio de 2003 jamás llegó a publicarse en el BOPB. El consistorio ha respondido publicando ahora dicha modificación y concediendo la licencia al promotor

Algunos de los miembros de la plataforma vecinal Habitem les Drassanes, que protestaron contra una residencia.

Algunos de los miembros de la plataforma vecinal Habitem les Drassanes, que protestaron contra una residencia. / Zowy Voeten

3
Se lee en minutos
Helena López
Helena López

Redactora

Especialista en movimientos sociales y vecinales

Escribe desde Barcelona

ver +

Tras años de lucha por recuperar la vivienda pública perdida en uno de los pocos grandes solares libres en Ciutat Vella, la plataforma vecinal Habitem Les Drasanes descubrió a finales del año pasado lo que consideró una última grieta. Rebuscando entre planes urbanísticos encontraron que el último cambio en el planeamiento aprobado en el pleno municipal de julio de 2003 jamás llegó a publicarse en el BOPB, con lo que consideraban que este no era vigente. Así se lo comunicaron al Ayuntamiento de Barcelona, que no contestó a sus alegaciones hasta la semana pasada cuando, en una reunión telemática, les informó de que dicha modificación del PERI -aprobada hace 19 años- finalmente se había publicado en el BOPB -lo hicieron el 22 de marzo de 2022- así que la concesión de la licencia al promotor para levantar la residencia de estudiantes era inmediata, "teniendo en cuenta que es un acto reglado sin discrecionalidad política y que el promotor tiene derecho a tramitarla". "La licencia se ajusta a la legalidad vigente y se ha dado de acuerdo y totalmente conforme con el planeamiento vigente", señala una voz municipal.

Entre enfadados y decepcionados con la actitud del gobierno municipal, desde la plataforma responden que, tras tanto batallar, no van a rendirse ahora y anuncian que, por un lado, impugnarán la licencia y, por el otro, recurrirán esta publicación del planeamiento con 19 años de retraso.

"Recurriremos porque creemos que nuestras razones son legítimas, porque una vez más nos han estafado y estamos hartas de ver cómo venden la ciudad al interés privado, dejando de lado a las vecinas, quienes vivimos en estos barrios tan saturados, cada vez más invivibles, con alquileres impagables, comercio de temporada y 'takes away'", ha resumido Meritxell Pérez, miembro de la plataforma vecinal Habitem Les Drassanes. Lo ha hecho en la Rambla, frente al Teatro Principal, donde han colgado una pancarta con el mensaje "Algo huele a podrido en el solar de Drassanes".

"Hotel encubierto"

A ojos de la plataforma vecinal, la futura residencia de estudiantes será "un hotel encubierto". Mientras en el anterior mandato el equipo de gobierno removió cielo y tierra para evitar el hotel inicialmente planteado en los terrenos, en este "se han rendido", consideran desde Habitem Les Drassanes.

En una entrevista a este diario la exconcejala de Ciutat Vella Gala Pin explicaba la semana pasada que en el citado planeamiento urbanístico del Raval sur encontró un 'post-it' en el que decía "Elena, este es el solar del que te hablé. Helio". "Mi obsesión con el tema empieza ahí", señalaba Pin recordando el juicio de Heliodoro Lozano y las amenazas a Itziar González.

Vecinos que defienden la construcción de vivienda pública en Drassanes, este jueves en la Rambla.

/ Zowy Voeten

Un solar con historia

La historia del solar es larga. La cooperativa de vivienda de la UGT lo compró en el año 1999 por 588.931 euros para construir pisos sociales (en ese momento en el lugar no podía construirse nada más). En 2003 se modificó el PERI y el terreno pasó de estar reservado al 100% a vivienda social a dejar solo un 25% destinado a ese uso. Tras dicha recalificación, la cooperativa vendió el suelo a un promotor privado por el 400% de su valor inicial y a partir de ahí fue pasando de mano en mano.

Sobre el por qué será una residencia y no un hotel, como pretendía inicialmente el promotor, los tribunales invalidaron el plan de usos de Ciutat Vella de la época 'convergent' -que permitía la construcción de hoteles en las zonas periféricas de Ciutat Vella- y resucitaron el plan de usos previo, el diseñado por Itziar González que impedía cualquier nuevo hotel en todo el distrito. A eso se acogió el consistorio en el anterior mandato para no dar la licencia de hotel al promotor, hecho que llevó a la concejala Janet Sanz a los tribunales.

Acusación de prevaricación

En marzo de 2018 el juez determinó que Sanz no cometió prevaricación cuando denegó la licencia para la construcción de el hotel. La representante municipal declaró como investigada por la querella presentada por los promotores del establecimiento, que la acusaban de un presunto delito de prevaricación administrativa por omisión.

Noticias relacionadas

Fuentes municipales defienden que la falta de publicación del texto refundido de julio del 2003 -publicado ahora- "no implica que toda la modificación puntual del PERI no sea aplicable".

La plataforma que sigue defendiendo que el solar vuelva al 100% de vivienda social original ha organizado una movilización popular para este domingo a las 12 del mediodía.

Temas

Turismo