Intervención en el Col·legi de Periodistes

Colau se propone que todos los niños de Barcelona puedan hacer extraescolares

  • Un 52% de los menores de 3 a 16 años de la ciudad no tienen acceso a actividades no deportivas fuera del colegio

  • La alcaldesa afirma que hasta mayo no se iniciará en Barcelona en Comú el debate sobre si vuelve a ser candidata en 2023

Colau se propone que todos los niños de Barcelona puedan hacer extraescolares

Alvaro Monge

4
Se lee en minutos
Toni Sust
Toni Sust

Periodista

ver +

Ada Colau ha participado este martes por séptima vez desde que ostenta la vara de mando municipal en ‘L’alcaldessa respon’, un acto anual que organiza el Col·legi de Periodistes, en el que la regidora responde, como indica el título, pero en el que también tiene por costumbre presentar alguna medida relevante.

Colau ha destacado en esta edición un objetivo que no es pequeño: lograr que todos los niños de Barcelona tengan acceso a extraescolares, es decir, convertir en universales las actividades deportivas y no deportivas que se ofrecen por las tardes de días laborables después de clase. Un 52% de los niños y adolescentes de 3 a 16 años no tienen acceso a extraescolares no deportivas, ha advertido.

El consistorio creará un sistema de becas para los que tienen menos recursos por el que invertirá 23 millones entre 2022 y 2023


'Lawfare' y código ético

Pero antes ha abordado cuestiones de actualidad, respondiendo a las preguntas del decano del colegio, Josep Maria Morros. La primera, sobre la querella por la que Colau deberá declarar el próximo 4 de marzo, a raíz de subvenciones concedidas por el ayuntamiento a entidades. “Iré a declarar ante el juez muy tranquila, dispuesta a explicar lo que quiera saber”, ha afirmado, tras subrayar que una vez conocido el texto de la querella todavía está más tranquila.

Sobre el código ético de Barcelona en Comú, que prevé el cese de quien sea imputado, ha argumentado, como lo hizo días atrás, que no se la acusa de beneficiarse económicamente y que la denuncia es una acción de “lawfare”, guerra por vías jurídicas, por parte de lobis que intentan paralizar la actuación municipal: “El código ético no se aplica en casos de lawfare”.

 Actividades extraescolares en la escola Eduard Marquina, en Sant Martí.

/ Manu Mitru

El agua y el ladrillo

Sobre los lobis ha concretado que quienes le han puesto la proa han sido principalmente “fondos buitre inmobiliarios” y “la compañía privada Agbar, que nos ha hecho una batalla judicial y de fake news. No nos van a asustar. Un lobi no impedirá que un gobierno democrático haga su trabajo”.

"La compañía privada Agbar nos ha hecho una batalla judicial y de 'fake news'. No nos van a asustar"

Colau ha hablado también de su futuro pero para no concretarlo. Ha dicho que todavía no sabe si se volverá a presentar: “Un año antes, en mayo, quizá se tendrá que plantear en la organización (por Barcelona en Comú) y empezar a hablar de ello, pero ahora soy alcaldesa y no candidata”.

"La verdad es que he tenido más acuerdo político con Aragonès que con Torra, con quien me esforcé en tener buena relación institucional"

Cuidando de no resultar contundente, ha tomado distancia con la posibilidad de unos Juegos Olímpicos de invierno: “Es un proyecto que me plantea dudas”. Es un asunto, ha proseguido, que compete a la Generalitat, a Aragón y al Estado: “Que se pongan de acuerdo discretamente y veremos si Barcelona tiene un papel”. Sobre el Gobierno catalán ha declarado que se lleva mejor con el 'president', Pere Aragonès, que con su antecesor, Quim Torra: "La verdad es que he tenido más acuerdo político con Aragonès que con Torra, con quien me esforcé en tener buena relación institucional".

Dos tardes a la semana

“Las extraescolares son fundamentales para la igualdad de los niños. Vamos más allá de nuestras competencias para trabajar en un plan con el fin de que ningún niño se quede sin extraescolares por su nivel de renta, para que cada niño pueda acceder dos tardes a la semana a extraescolares”, ha afirmado Colau sobre la medida anunciada este martes.

Según el consistorio, en Barcelona solo el 48% de los menores de la ciudad tienen acceso a extraescolares no deportivas. En el caso de las deportivas, siete de cada 10 niños y adolescentes las practican. Un 72% de las niñas hace extraescolares deportivas. Entre los niños el porcentaje sube a un 81%.

Son datos de la Encuesta de hábitos deportivos de población en edad escolar de 2018, a partir de la que se pueden hacer estimaciones en números absolutos: ese año practicaban extraescolares deportivas cerca de 96.600 niños y adolescentes escolarizados en primera y secundaria en la capital catalana y cerca de 40.200 no las practicaban.

 Parte de la medida anunciada por Colau ya está en vigor, en algunos casos vinculada al plan de barrios, que incluye programas como Menjallibres 2.0, de apoyo educativo para reforzar la lectura y la expresión en catalán, destinado a 500 niños de 7 a 9 años –cursan segundo y tercero de primaria- de 30 escuelas públicas de 12 barrios, una propuesta que cuenta con la colaboración del Consorci de Biblioteques de Barcelona y del Consorci d’Educació de Barcelona.

Mesa de trabajo

Noticias relacionadas

El objetivo del gobierno de Colau pasa por establecer una alianza con las entidades que se encargan de organizar las extraescolares, unas 1.200 en la ciudad entre las que predominan asociaciones, clubes deportivos, asociaciones de madres y padres, centros educativos, fundaciones y empresas privadas de ocio. Entre todas organizan 1.300 actividades, en su mayoría vinculadas con el deporte, el aprendizaje de idiomas y las actividades artísticas.

Con representantes de todo este sector, el consistorio creará este mismo miércoles una mesa de trabajo de tardes educativas. De entrada, el presupuesto previsto para la medida en los dos años que quedan de mandato, 2022 y 2023, son 23 millones de euros. Dinero que se invertirá, entre otros aspectos, en poner en marcha la Oficina de las tardes, que coordinará la medida en su conjunto. Se calcula que 24.000 familias necesitarán becas para extraescolares por sufrir una vulnerabilidad social elevada.

Temas

Ada Colau