MODELO DE CIUDAD

¿Dónde quedan las periferias en el BCNMarket?

  • Críticas desde los barrios menos céntricos de Barcelona por su prácticamente nula presencia en la campaña Bonus Consum del nuevo mercado digital impulsado por el consistorio para promover el comercio de proximidad

Uno de los recientemente reformados bloques de Canyelles, barrio sin representación en el BCNMarket.

Uno de los recientemente reformados bloques de Canyelles, barrio sin representación en el BCNMarket. / Joan Mateu Parra

3
Se lee en minutos
Helena López
Helena López

Redactora

Especialista en movimientos sociales y vecinales

Escribe desde Barcelona

ver +

Ya no pensaba en su barrio, Torre Baró, donde el tejido comercial hace años que brilla por su ausencia, pero sí confiaba en poder hacerlo en los vecinos Guineueta o Canyelles. Tenía claro que quería invertir el dinero del Bonus Consum en 'La política de todes', de Holly Lewys, libro que hacía tiempo que tenía ganas de comprar. También tenía claro dónde quería hacerlo, en la papelería Lolita, en el mercado de la Guineueta, donde muy probablemente no lo tendrían, pero lo encargaría y se lo traerían con ilusión, como han hecho tantas veces. "Esa es mi idea de dinamizar el comercio local, si de lo que se trata, como dicen, es de luchar contra plataformas como Amazon", señala desbordante de sentido común el joven Jose Martínez Vicario, quien este martes ha entrado ilusionado en el nuevo BCNmarket tras ver una 'stories' en el Instagram de la alcaldesa y ha confirmado sus peores sospechas. El comercio más cercano al que podía acudir a encargar el libro es la Abacus de Fabra i Puig, superficie que "no es precisamente el concepto que tengo de comercio de barrio", reflexiona Martínez Vicario, miembro activo de la asociación de vecinos de Torre Baró.

Basta con echarle un vistazo al mapa de locales adheridos a la campaña impulsada por el Ayuntamiento de Barcelona para ver que la observación de este joven de Torre Baró no puede resultar más pertinente y que no se trata de un caso aislado. Barrios como Les Roquetes, Verdum, Bon Pastor, Baró de Viver o la Verneda son también un desierto de puntitos verdes, los que indican que allí hay un local adherido a la campaña, impulsada por el consistorio en colaboración con Barnacom, Comertia, Pimec, Foment del Treball, Gremi de Restauració, Agrupament de Botiguers i Comerciants de Catalunya y el Gremi d'Hotels.

La visión de Víctor Mirete, de 23 años y vecino de Trinitat Nova (otro de los barrios ausentes), es muy parecida a la de Martínez Vicario. "Es una campaña que deja bien claro cuáles son los objetivos y los intereses del ayuntamiento y en qué zonas. No se trata de un olvido, es algo buscado", reflexiona el joven.

David Ramírez, de 27 años y de Trinitat Vella, comenta que no le ha sorprendido "el olvido" al ver "quién está detrás de la iniciativa". "El ninguneo a los barrios es histórico. Se perpetúan las políticas de siempre", dice antes de preguntarse "¿qué filtro han usado para dar esas ayudas?". "Mirando el mapa veo que en el barrio no hay ningún comercio adherido, pero buscando sitios más o menos cercanos me encuentro que sí está el Carrefour. Es la misma lógica que las ayudas al alquiler, que al final el dinero público acaba en los bolsillos de los de siempre", concluye.

El funcionamiento

Noticias relacionadas

Los Bonus Consum son una iniciativa impulsada desde el consistorio en colaboración con el sector y las principales asociaciones de comercio de la ciudad, vía Barnacom, con "la voluntad de promover el consumo presencial en establecimientos de proximidad". Se tienen que descargar en la web de BCNMarket y tienen un valor de 20 euros, de los que el usuario paga 10 cuando acude a cambiarlo a la tienda elegida (entre las disponibles, claro) y el ayuntamiento paga los 10 restantes.

En cuanto a las críticas por la pírrica representación de los comercios más pequeños y de barrio en la campaña municipal, el consistorio responde que "se puede adherir de manera voluntaria cualquier establecimiento de la ciudad que lo desee". "Solo tiene que conectarse al BCNMarket y solicitar formar parte", sostiene la misma voz municipal, que apunta también que desde Barnacom y sus ejes comerciales "se está trabajando desde hace semanas para que los asociados se adhieran". "De todas formas, y dada la situación que en determinados barrios puede no haber ningún comercio adherido, desde Barnacom se volverá a contactar con los negocios de aquellas zonas en las que la oferta sea más deficitaria", zanja.

Temas

Comercio