Proyecto polémico

Cruce de recursos entre el ayuntamiento de Barcelona, los promotores del Hermitage y el Port

  • Los impulsores de la propuesta creen que el consistorio no tiene legitimidad para vetarles, y el municipio recurre la concesión del Port para crear el equipamiento

Terrenos donde estaba prevista la construcción del Museo Hermitage Barcelona.

Terrenos donde estaba prevista la construcción del Museo Hermitage Barcelona. / JOAN CORTADELLAS

1
Se lee en minutos
El Periódico

La pugna que mantienen los promotores del Hermitage, avalados por el Port de Barcelona para desplegar su equipamiento en terrenos portuarios, y el ayuntamiento, decidido a impedir su creación en dicha ubicación basándose en la presunta falta de un "proyecto cultural" real, ha subido este miércoles de tono con un cruce de recursos entre todas las partes, que podría acabar en los tribunales.

Los impulsores del museo han anunciado un recurso de reposición ante el consistorio en el que alegan falta de legitimidad de este para vetar su proyecto por invadir competencias de la Autoridad Portuaria, incumplir la ley catalana de museos y vulnerar incluso la legislación europea. El nuevo presidente del Port, Damià Calvet, ha añadido después que también han recurrido la negativa municipal.

El Museo Hermitage Barcelona rebate los fundamentos jurídicos de la denegación de la tramitación de un convenio entre el ayuntamiento y el Port de Barcelona según acuerdo de la comisión de gobierno del consistorio por una interpretación "contraria a derecho" del Plan Especial de la Nueva Bocana (PENB) del puerto barcelonés, han detallado.

Intereses enfrentados y sin el Liceu

Noticias relacionadas

Poco después,  la teniente de alcalde de Urbanismo del Ayuntamiento de Barcelona, Janet Sanz, ha anunciado la interposición de un recurso contra la concesión del Port para el desarrollo del proyecto del Hermitage aprobada en el consejo de administración de la autoridad portuaria del pasado mes de mayo. El objetivo municipal, ha subrayado, es "defender el interés público". La edila ha criticado que en el consejo de administración del puerto celebrado hoy los responsables del museo hayan logrado por parte del puerto que se retirara la condición de presentar un acuerdo con el Liceu, como solicitaron. Según fuentes del Port, este requisito se sustituye por el de sentar las bases para la celebración de espectáculos de música, ballet y danza, sin que tengan que limitarse al Liceu.

Pese a lo que parece una guerra abierta desde hace muchos meses, todas las partes han destacado hoy su voluntad de dialogar. Desde el Hermitage, intentan alcanzar un acuerdo antes de recurrir a la batalla judicial, aducen. Mientras que tanto Calvet -que releva a Mercè Conesa- como Sanz se han mostrado favorables a acercar posiciones para desencallar el conflicto y encontrar soluciones, han manifestado.