PLENO MUNICIPAL

Colau, sobre el disparo de un urbano a un sintecho: "Es un incidente grave y excepcional"

La alcaldesa recalca que hay una investigación judicial y en curso y una interna en el cuerpo

El PP reclama al gobierno que se dote de pistolas Taser a los agentes de la Guardia Urbana

Lugar donde recibió el disparo el sintecho el pasado sábado.

Lugar donde recibió el disparo el sintecho el pasado sábado. / MANU MITRU

Se lee en minutos

Toni Sust

ERC ha llevado este viernes al pleno municipal el debate sobre el incidente en el que el pasado sábado un sintecho recibió un disparo de un agente de la Guardia Urbana en el paseo de Sant Joan. Según seis agentes del cuerpo, el sintecho empuñaba un cuchillo con el que amenazó al urbano que le disparó. Ocho ciudadanos han declarado que no vieron ese cuchillo.

El concejal republicano Jordi Coronas ha abordado esta cuestión, dando pie a una respuesta de la alcaldesa, que ha declarado: “Es un incidente grave, un hecho excepcional. Lo primero que nos preocupa es el estado de salud del herido”, ha afirmado sobre el indigente, del que ha dicho que está saliendo de la situación critica en la que se encontraba.

Paralizar a un agresor

“Es un hecho que nos ha impresionado a todos”, ha añadido Colau, que ha agradecido a Coronas su “tono constructivo”. También ha recordado que se ha iniciado una investigación interna en la Guardia Urbana y ha subrayado que el consistorio colaborará en lo que sea necesario con la investigación judicial en curso.

Te puede interesar

“Otros grupos creen que con pistolas Taser la Guardia Urbana estará más prestigiada”, ha declarado Coronas, en alusión a otra pregunta que ha llegado más tarde. Una pregunta del concejal del PP Josep Bou, que ha inquirido a Colau sobre por qué no se dota a los agentes de la policía de Barcelona de pistolas Taser.

Bou ha negado que aborde ahora la cuestión por el incidente del sintecho y ha defendido la conveniencia de la Guardia Urbana disponga de las Taser como “un complemento que ayude a ganar tiempo para inmovilizar a un agresor”. Ha recordado que es un recurso empleado en más de 100 países y que los Mossos lo utilizan. Y ha subrayado que si el problema es su peligrosidad, más peligrosas son las pistolas reglamentarias de los agentes. El teniente de alcalde de Seguridad, Albert Batlle, le ha contestado que debates como este se hacen con serenidad y no movidos por hechos concretos.