suceso

Ingresan en prisión los dos autores de un robo violento en un domicilio de L'Hospitalet

Los arrestados, multirreincidentes, encerraron a una de las víctimas en una habitación e hirieron a los agentes durante la detención

Las joyas intervenidas por los Mossos d’Esquadra.

Las joyas intervenidas por los Mossos d’Esquadra. / MOSSOS D'ESQUADRA

Se lee en minutos

El Periódico

Los Mossos han notificado este sábado la detención (el pasado 16 de noviembre) de dos jóvenes de 18 años, de nacionalidad marroquí y vecinos de L'Hospitalet de Llobregat, como presuntos autores de un delito de robo con violencia e intimidación, detención ilegal y atentado a los agentes de la autoridad.

Los hechos sucedieron el mismo día, hacia las 9.00 horas, cuando los agentes supieron que se estaba produciendo un robo en el interior de un piso en L'Hospitalet con dos víctimas, una mujer y su madre nonagenaria. Los agentes se desplazaron hasta el domicilio y encontraron a dos jóvenes en la azotea del edificio que al verlos se escondieron. Los agentes hallaron a una de las víctimas dentro de una habitación que los ladrones habían cerrado con clave, mientras la segunda gritaba desde el interior del piso.

Inicialmente, ante la situación de urgencia, los agentes habían subido por la fachada del inmueble, de unos 7 o 8 metros de altura, trepando por una reja y escalando por una farola hasta conseguir acceder a la azotea. Después, los Mossos pudieron bajar por las escalas y en el interior del domicilio, localizaron a la mujer nonagenaria en estado de 'shock' y con heridas en una de las manos.

Noticias relacionadas

Los agentes registraron el interior del domicilio y localizaron a los dos presuntos autores, escondidos detrás de la puerta del baño. Los jóvenes, que se opusieron activamente a la detención, llegaron a agredir los agentes causándole lesiones de diversa consideración. Durante el cacheo, los policías localizaron varias joyas en los bolsillos de sus pantalones, una linternal y la llave con la que habían encerrado una de las víctimas.

Los arrestados, con 15 antecedentes policiales anteriores de la misma tipología, pasaron a disposición judicial y el juez instructor decretó su ingreso en prisión.