28 nov 2020

Ir a contenido

Enlazará con la L-9 del metro

El Gobierno autoriza las obras para que Rodalies llegue a la T-1 del aeropuerto de Barcelona

Con una inversión de 73 millones, permitirán conectar Sants con la terminal en 19 minutos

El Periódico

Obras del túnel entre Sants y el aeropuerto de El Prat, en una imagen del 2017.

Obras del túnel entre Sants y el aeropuerto de El Prat, en una imagen del 2017. / CARLOS MONTAÑÉS

El Consejo de Ministros autorizará este martes la licitación de las obras de la fase 2 de construcción del nuevo acceso ferroviario a la terminal T-1 del Aeropuerto de Josep Tarradellas Barcelona-El Prat, según ha podido saber Europa Press.

El Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, a través de Adif, licitará estas obras con una inversión de 73 millones de euros y un plazo de ejecución de dos años.

Permitirá conectar la T-1 y T-2 del aeropuerto con la ciudad de Barcelona, en unos 19 minutos entre la estación de Sants y la terminal T-1, y se estima que entre 7 y 9 millones de viajeros anuales usarán esta nueva infraestructura ferroviaria.

Se trata de la superestructura de la nueva doble vía entre la línea de ancho convencional Barcelona-Tarragona y las estaciones de las terminales 1 y 2, con conexión a la L9 de Metro.

Con el nuevo acceso, habrá servicios directos de Rodalies a las dos terminales del Aeropuerto desde Manresa y Maçanet, vía Barcelona, con las líneas R4 y R2, y se podrá acceder a las otras líneas de cercanías y al Metro de Barcelona, además de lanzaderas entre las terminales del aeropuerto con el AVE Madrid-Barcelona-Frontera Francesa.

Las fases

En la primera fase del proyecto, con una inversión estimada de 305 millones, se perforó con tuneladora del tramo principal del nuevo acceso.

El nuevo trazado, de vía doble, se inicia en la línea de ancho convencional Barcelona-Vilanova, y discurre hasta la terminal T-1, con una parada intermedia en la terminal T-2, donde se conectará con la Línea 9 de metro.

Tiene una longitud total de 4.510 metros, con un túnel de 3.400 metros (3.048 metros excavados con tuneladora).

Actuaciones

Los trabajos consistirán en conectar la línea Barcelona-Vilanova, adaptar las vías de acceso, las estructuras y movimientos de tierra para el enlace de la nueva vía, el drenaje de la plataforma y reposiciones de servidumbres y servicios afectados, así como el montaje de vía, sistema de electrificación e instalaciones de seguridad y comunicaciones del nuevo ramal y otros equipamientos como obra civil, canaletas, arquetas y cruces.

En el túnel se ejecutarán rellenos bajo vía, estructuras y losas de apoyo para la superestructura, obras de drenaje, montaje de vía, sistemas de electrificación e instalaciones de seguridad ferroviaria y la conexión del nuevo ramal a la nueva subestación eléctrica de tracción de El Prat del Llobregat.