01 jun 2020

Ir a contenido

crisis sanitaria

Barcelona pierde 200 millones de euros por el coronavirus

Colau anuncia que el ayuntamiento ya ha gastado de manera extraordinaria 10 millones

Ada Colau, a finales de marzo.

Ada Colau, a finales de marzo. / FERRAN NADEU

La alcaldesa de BarcelonaAda Colau, ha explicado en una entrevista en 'Betevé' que la ciudad estima perder unos 200 millones de euros debido a la crisis del coronavirus. Este dato, extraído de una primera estimación, se explica por la la disminucación de ingresos provinente de diferentes impuestos. Por la tasa turística, por ejemplo, se prevé dejar de ingresar 40 millones.

La alcaldesa ha explicado que hoy se ha reunido con los jefes de los grupos municipales para compartir los primeros cálculos de gastos extraordinarios para hacer frente a la emergencia sanitaria y social y a la reducción de ingresos municipales por la caída de la actividad económica y les ha planteado la necesidad de "reajustar" el presupuesto municipal del 2020 y "reorganizar prioridades".

Además, Colau ha destacado que, solo en el primer mes de emergencia por el coronavirus, el ayuntamiento ha gastado ya de manera extraordinaria 10 millones de euros en ayudas de alimentación y alojamiento a los más vulnerables.

La alcaldesa de Barcelona ha pedido también al Estado un nuevo marco presupuestario y de endeudamiento que permita un relajamiento del gasto y del déficit municipal para que los ayuntamientos puedan contribuir a reactivar la economía.  Sobre el levantamiento del confinamiento total a partir del próximo lunes, 13 de abril, la alcaldesa de Barcelona ha explicado que ha pedido al presidente Pedro Sánchez un esfuerzo pedagógico para que la mayoría de la población "entienda que debe seguir confinada en casa" y que el nuevo decreto especifique claramente que no se pueden hacer obras privadas que no sean esenciales.

Para Colau, el lunes Barcelona volverá a la situación del primer decreto de alarma, con el transporte público al 50%, la actividad de la ciudad reducida y con el personal del ayuntamiento que no es de servicios esenciales teletrabajando.