23 sep 2020

Ir a contenido

NOCHE MÁGICA

Iluminación puntera para la cabalgata de Reyes de Barcelona

El desfile de la comitiva real incorporará la última tecnología en luz y sonido, y sincronizará los elementos lumínicos de carrozas y bailarines

El Periódico

Ensayo de una de las comparsas de la cabalgata de Barcelona. 

Ensayo de una de las comparsas de la cabalgata de Barcelona.  / ACN / MAR VILA

Los emisarios de los Reyes Magos empiezan a desvelar cómo serán las cabalgatas de este año. Pocos cambios. En Girona sus majestades de Oriente llegarán con horas de antelación, como es habitual, para instalar un campamento en los Jardins de les Pedreres antes de desfilar a las 18.00 horas. En Lleida se espera la entrada del tren real a las 17.30 horas, mientras que en Tarragona y Barcelona arribaran por mar. A las 18.15 horas en la antigua Tarraco; a las 16.00 horas en la capital catalana. En esta última seguirán la tradición y acabarán su singladura a bordo del pailebote Santa Eulàlia. 

Tras el recibimiento por parte de las autoridades y la entrega del pan y la sal, y la llave que abre todas las casas, empezarán las cabalgatas. La de Barcelona promete ser la más espectacular por tamaño y presupuesto. Un kilómetro de espectáculo itinerante, 1.200 participantes, cinco toneladas de caramelos y un montante de 900.000 euros. Es el espectáculo de calle más grande y participativo de la ciudad. Y este domingo llegará con la última tecnología en luz y sonido, e introducirá elementos escenográficos autónomos no motorizados para hacer una cabalgata más respetuosa con el medio ambiente. Así, la carroza del paje Estel se ha dotado con iluminación LED y sincronizado con los elementos lumínicos del vestuario de sus bailarines. Lo mismo se ha hecho con la carroza de correos y los recogedores de cartas, con la debutante carroza de los juguetes y con el cuerpo de baile que acompaña al rey Gaspar.

Baltasar, de estreno

Baltasar, por su parte, estrenará sequito. Todos sus acompañantes serán negros, tanto los artistas profesionales como los ciudadanos voluntarios que participarán en la comitiva. La iniciativa tiene como objetivo "integrar a la comunidad africana y afroamericana en el desfile", a juicio de Marta Almirall, directora de arte de la cabalgata. Otras dos novedades en el sequito de Baltasar serán la manada de cuatro cebras (manipuladas por otros tantos bailarines) y el grupo de marionetas gigantes –inspiradas en las que se hacen en Mali y en la tradición del movimiento de las danzas de Senegal– que simularán una familia africana.  

El desfile real arrancará en la avenida del Marquès de l’Argentera a las 18.00 horas y tiene prevista la llegada a la Font Màgica de Montjuïc a las 21.00 horas. Será, según Almirall, "una cabalgata más luminosa y que hace brillar a todos sus artistas mediante la sincronización de las luces de los vestuarios y las carrozas".