09 ago 2020

Ir a contenido

CONTRA LA POLUCIÓN

Luz verde a la Zona de Bajas Emisiones de Barcelona

La ordenanza que regulará la medida es aprobada en el pleno municipal sin votos en contra

La restricción de la circulación de los vehículos más contaminantes entrará en vigor el próximo 1 de enero del 2020

Luis Benavides

Coches circulando por la carretera

Coches circulando por la carretera / ÁLVARO MONGE

La ordenanza que regulará la Zona de Bajas Emisiones (ZBE) del ámbito Rondes de Barcelona supera el último trámite. Ya tiene la luz verde tras ser aprobada esta mañana en el pleno del Ayuntamiento sin un solo voto en contra de ningún grupo municipal. El concejal de Emergencia Climática y Transición Ecológica de Barcelona, Eloi Badia, ha aprovechado su primera intervención para poner en contexto esta medida que supone la restricción de los vehículos más contaminantes los días laborables. Permitirá reducir en un 15% los niveles de dióxido de nitrógeno y las partículas para, ha subrayado, “ganar calidad de vida” y permitir que los más pequeños crezcan “en un entornos saludable”. La contaminación del aire es “el problema más importante de salud” en el área metropolitana de Barcelona y está detrás de más de 350 muertes prematuras al año, ha añadido.

La medida contó con los votos a favor de BComú, PSC, ERC y JxCat, que finalmente ha dado por buena la propuesta de ordenanza. La presidenta del grupo municipal JxCat, Elsa Artadi, ha celebrado que la pronta puesta en marcha de esta área restringida. Con todo, la también diputada ha insistido en la necesidad de acompañar esta medida con una mesa de seguimiento, ayudas a la transición a través de mejoras a los vehículos -en referencia a los discutidos filtros, a los que se podrán acoger los vehículos pesados-, el fomento del ‘carsharing’, la electrificación del parque automovilístico y, sobre todo, una mayor inversión en la red de Rodalies. Artadi ha recordado, como apuntaba recientemente un informe del RACC, que muchas líneas superan el 100% de la ocupación, acumulan retrasos y en general un servicio deficiente. “Apuntad esta urgencia en vuestras negociaciones en Madrid”, ha apostillado Artadi.

ERC también ha votado a favor de la ordenanza, si bien su concejal Max Zañartu ha pedido en su intervención “avanzar más” y con más restricciones, pues sin poner el freno al vehículo privado “no habrá un cambio modal”, ha dicho. Badia, en la misma línea, ha respondido: “Estamos de acuerdo que no puede ser la única medida, pero sí podemos decir que es la más importante que se ha hecho nunca”.

Los republicanos ya anunciaron su voto favorable tras la inclusión en la ordenanza de una de sus alegaciones principales: una moratoria para los autónomos vulnerables, personas que acrediten que necesitan su vehículo para su actividad económica y unos ingresos anuales que no superan los 8.000 euros.

Las abstenciones

La concejala de Barcelona pel CanviEva Parera, ha sido durísima en su intervención con el gobierno municipal y su medida anticontaminación estrella. Considera que la restricción es “innecesariamente lesiva”, haciendo referencia a “los ciudadanos de rentas bajas que no pueden cambiar de coche”, y que existen otras soluciones para reducir la contaminación. Finalmente, no obstante, no votó en contra y prefirió abstenerse. El Partido Popular tampoco ha votado en contra de una “medida positiva” a la que encuentran unas debilidades que sus alegaciones intentaron corregir pero no fueron asumidas por el equipo de gobierno. “Presentamos muchas alegaciones y solo aceptaron parcialmente una de ellas para incorporar nuevas exenciones”, ha recordado el popular Óscar Ramírez.

Ciutadans también se ha abstenido. Antes, Celestino Corbacho, ha criticado “la poca sensibilidad” del grupo municipal a sus alegaciones, que perseguían “una mayor flexibilidad” por los “impactos negativos” que la medida producirá en muchos individuos, “sobre todo en las clases desfavorecidas”. Corbacho también ha aprovechado para señalar que la medida debería tener una mirada “más amplia, de región” porque muchas personas que viven fuera de la Barcelona metropolitana se verán afectadas si tienen una urgencia médica y necesitan acudir a hospitales de referencia como el Vall d’Hebron y Hospital del Mar. El concejal de Emergencia Climática ha respondido este último punto recordando que se está trabajando en la creación de más aparcamientos disuasorios “en origen” y, en la misma línea, ha destacado como prioritarias las actuaciones necesarias para acabar la línea 9 de metro y unir los dos tranvías.