Ir a contenido

conflicto

Bou pide no cerrar las 'discos' del frente maritimo

Llama a Cplau "aguafiestas" por su ofensiva contra el ocio en el litoral

El Periódico

Josep Bou hace campaña frente a la discoteca Pacha en Barcelona.

Josep Bou hace campaña frente a la discoteca Pacha en Barcelona. / ACN / MARIONA PUIG

El candidato del PPC a la alcaldía de Barcelona, Josep Bou, ha reclamado este sábado no cerrar las discotecas del frente marítimo, que "facturan más de 60 millones y contratan a 1.500 personas", y ha acusado a la alcaldesa, Ada Colau, de actuar por "motivos ideológicos": "Colau, aguafiestas", ha dicho.

El ayuntamiento anunció hace unos días que estaba negociando con el Gobierno -de quien depende el tramo marítimo-terrestre cuestionado- la no renovación de las concesiones de los restaurantes y clubs del frente marítimo. El propósito municipal es cambiar su uso a equipamientos en los que ubicar el Instituto de Ciencias Marinas del CSIC. En paralelo, la concejala de Ciutat Vella, Gala Pin, dijo haber iniciado trámites para cerrar temporalmente, entre quince días y seis meses, los locales Carpe Diem, Shoko, Opium y Pacha por presunto incumplimiento de la normativa de seguridad.

En declaraciones a los medios frente a estos locales, Bou ha recordado que estos establecimientos de ocio nocturno "miran al mar" y que si se cierran "los jóvenes y los extranjeros irán a locales de dentro de Barcelona", y ahí "sí causarán problemas" porque molestarán a los vecinos.

"Hay que apoyar estos negocios", ha asegurado el alcaldable, que ha considerado que son "muy importantes" y que "forman parte de Barcelona": "¿Por qué no podemos salir un día y divertirnos un poco?", se ha preguntado.

Más policía

Ha pedido además más presencia de agentes de la Guardia Urbana en la zona para evitar posibles altercados y actos incívicos.

Aun así, se ha mostrado partidario de que el consistorio "mande y gobierne" y que obligue a los locales a "aplicar" la normativa y, en caso de que no lo hagan, que los negocios "asuman las consecuencias".

Bou ha explicado a los periodistas que cuando él sale de noche se lo pasa "escandalosamente bien", aunque ahora está "seducido, captado y raptado por el PP", por lo que tiene menos momentos para divertirse.

Eso sí, solo sale de fiesta cuando su mujer se lo "autoriza" y siempre intenta llegar "a la hora adecuada" a casa.