Ir a contenido

ELECCIONES MUNICIPALES

Colau propone comprar 10 escuelas concertadas para convertirlas en públicas

Subirats aboga por que el consistorio sufrague la sexta hora que suprimió CiU en centros de BCN

Toni Sust

Colau, entre Del Pozo y Subirats, este miércoles en la plaza de Letamendi.

Colau, entre Del Pozo y Subirats, este miércoles en la plaza de Letamendi. / EFE / ALEJANDRO GARCÍA

Ada Colau propone que el Ayuntamiento de Barcelona compre escuelas concertadas para convertirlas en centros educativos públicos. La alcaldable lo ha explicado en un acto en el Eixample, un distrito del que ha destacado que, pese a que la demanda pública es superior, cuenta con un 30% más de centros privados. La alcaldesa ha precisado que en la actualidad un 53% de las familias barcelonesas apuestan por una escuela pública, pero la oferta de este tipo de centros es insuficiente: sólo llega al 46%. Otro problema es el del espacio físico. En el Eixample, ha abundado la alcaldable, apenas hay solares que puedan utilizarse para erigir nuevos colegios.

Atendiendo a la voluntad de ampliar la red pública y de atender los problemas de espacio, Colau ha propuesto un plan municipal para convertir 10 escuelas privadas en públicas. Un objetivo que aboga por lograr mediante la cesión de los centros por parte de las concertadas, vía la adquisición o el alquiler de los inmuebles. Ya hay un caso en que se ha dado una de estas operaciones, el de la escuela Sant Vicenç de Paul, en Hostafrancs, que se ha convertido en el instituto escuela Sants.

Escuela infantil

El gobierno de Colau ha apostado en el mandato que concluye por municipalizar varios servicios: el funerario, el del agua, el de la energía. Por ahora sólo lo ha logrado parcialmente en el caso de la electricidad, al abrir una operadora municipal que tiene un alcance limitado: abastece a las sedes del consistorio y a unos 20.000 abonados. Uno de los primeros gestos que hizo en este campo fue convertir en públicas tres escuelas infantiles que el gobierno de Xavier Trias había abierto mediante el sistema de una gestión delegada a privados. Trias opto por esa vía para esquivar las limitaciones de la ley Montoro.

La candidata de Barcelona en Comú, queha comparecido junto al comisionado de Cultura del ayuntamiento, Joan Subirats, y el exconseller de Educació del Gobierno catalán Joan Manuel del Pozo, ha recordado la pugna que el consistorio ha mantenido este mandato con la Generalitat por no invertir lo que debía en la construcción de escuelas infantil, y cómo se reclaman por ello 42 millones de euros al Gobierno catalán.

La sexta hora

Subirats ha abordado otra cuestión, la de que el consistorio se propone sufragar la sexta hora que el tripartito previó para los colegios y que CiU eliminó al llegar a la Generalitat en el 2010. El comisionado ha asegurado que en los centros concertados se ha mantenido esa sexta hora, lo que supone una ventaja para sus alumnos y una desventaja para los de la pública. Por eso, el ayuntamiento aboga por que profesionales de ramas artísticas, como la música, cubran esa sexta hora en centros públicos de la ciudad.