Ir a contenido

Durante un año

La Guardia Urbana de Barcelona prueba cámaras en el uniforme para grabar actuaciones policiales

Agentes del cuerpo utilizan desde este lunes 12 tres modelos diferentes de dispositivos

El Periódico

La Guardia Urbana ha iniciado la prueba piloto para la puesta en marcha de los dispositivos personales de grabación. / ELISENDA PONS / ACN VÍDEO

La Guardia Urbana ha iniciado este lunes la prueba piloto para la puesta en marcha de los dispositivos personales de grabación (DPG) que algunos agentes del cuerpo llevarán incorporados al uniforme y que se activan cuando se encuentren realizando cualquier actuación policial que suponga un riesgo concreto para la vida o integridad física de miembros de la policía o para terceras personas, o daños a bienes públicos.

La prueba piloto se lleva a cabo con tres modelos diferentes de cámaras y durará unos 12 meses. Los agentes serán formados para la correcta utilización de estos aparatos, que implican no sólo llevar incorporado el dispositivo en el uniforme sino también el cumplimiento de un protocolo muy complejo de traslado, almacenamiento y custodia de las imágenes grabadas, según informa el consistorio. El sistema de grabación y posterior almacenamiento de las imágenes no permitirá a ninguna persona modificar, borrar, editar o alterarlas. 

Según el estudio de viabilidad que ha llevado a cabo la Guardia Urbana de Barcelona, ​​el uso de estos dispositivos puede aportar también la reducción de la cantidad de quejas por mala praxis policial, el aumento de la calidad del servicio, el aumento en la confianza y en la valoración del servicio por parte de la ciudadanía, entre otros.