Ir a contenido

pactos y contrapactos

El PSC pide crear un "cordón sanitario" contra Vox en ayuntamientos y demás instituciones

Collboni reta a Valls ante un eventual acuerdo de Cs y Vox en Andalucía

El Periódico

Jaume Collboni, Miquel Iceta y otros cargos del PSC que han pedido un cordón sanitario contra Vox.

Jaume Collboni, Miquel Iceta y otros cargos del PSC que han pedido un cordón sanitario contra Vox. / ALBERT BERTRAN

El primer secretario del PSC, Miquel Iceta, el líder del grupo municipal en Barcelona, Jaume Collboni, y una treintena de alcaldes y concejales socialistas han pedido este jueves la creación de un "cordón sanitario" contra Vox en los ayuntamientos y demás instituciones y han instado al PP y Ciutadans a "no blanquearlo". Mirado con óptica barcelonesa, el discurso ha servido para dejar la pelota en el tejado de Manuel Valls, alcaldable por la capital catalana que cuenta con el aval de la fuerza naranja pero que dice que no hay que pactar con la ultraderecha.

La treintena de cargos del PSC han presentado un manifiesto "para la defensa de la convivencia, las libertades y la democracia", dirigido especialmente a la irrupción de Vox, pero también con críticas hacia el "incendiario" discurso "de la violencia" del presidente de la Generalitat, Quim Torra, y del independentismo. Collboni, que ha sido el principal protagonista del acto con toda la intención, ha afeado los "dobles discursos" de la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, con el secesionismo, pero sobre todo ha aprovechado para lanzar todo un reto a Valls, a quien le ha preguntado directamente si "continuará siendo alcaldable por Barcelona en caso de que Ciudadanos pacte con Vox en Andalucía".

Numerosos asistentes

Además del líder socialista en la capital catalana y de Iceta han asistido al acto Núria Marín (L'Hospitalet de Llobregat), Josep Fèlix Ballesteros (Tarragona), Álex Pastor (Badalona), Pilar Díaz (Esplugues de Llobregat), Lluïsa Moret (Sant Boi de Llobregat), María Miranda (Castelldefels), Abigail Garrido (Sant Pere de Ribes), Eva Menor (Badia del Vallès) y Joan Callau (Sant Adrià de Besòs), entre otros.

Los socialistas exigen "no permitir que ni la extrema derecha ni sus discursos entren en las instituciones catalanas", un objetivo para el que hacen un llamamiento a "establecer un cordón sanitario para que no lleguen al poder y denunciar los discursos que incitan al odio y la intolerancia".

Según Collboni, Cs y PP "blanquean a la extrema derecha para facilitar pactos postelectorales", como también los "discursos incendiarios e irresponsables" de Torra "no ayudan a serenar los ánimos".

"Moderación y centralidad"

"Pedimos al independentismo moderación, centralidad y abandonar de una vez por todas discursos belicistas y vías unilaterales, porque nos jugamos mucho y abona y da argumentos también a la ultraderecha", ha advertido el líder socialista barcelonés.

Los regidores y alcaldes socialistas instan a Cs y PP a "recuperar el espíritu constitucional y los valores europeístas para rechazar cualquier tipo de alianza con Vox", del mismo modo que reclaman al independentismo que se "separe del discurso de la confrontación y la violencia, y rechace la vía unilateral".

Para hacer frente a Vox, el PSC propone impulsar a nivel local un Pacto por la convivencia en el que se "vele por la neutralidad del espacio público y las instituciones"; y exige al Govern revertir urgentemente los recortes de servicios públicos que "alimentan la aparición de populismos", como también impulsar un "plan de choque" para los ayuntamientos recuperando la ley de barrios.