Ir a contenido

BARCELONEANDO

Contactos de la tercera fase en Barcelona

La ciudad acoge el segundo Congreso Mundial de Ufología, imán para los que han tenido o dicen haber tenido contactos con extraterrestres

Mauricio Bernal

Asistentes al congreso en la entrada, con una escultura de Robert Llimós en primer plano.

Asistentes al congreso en la entrada, con una escultura de Robert Llimós en primer plano. / DANNY CAMINAL

El programa oficial del Congreso Mundial de Ufología que los visitantes reciben nada más llegar, en un vestíbulo donde están expuestas las pinturas y esculturas que el catalán Robert Llimós ha hecho desde que hace unos años contactó con alienígenas en Brasil, explica que cuando tenía 19 años  E.L. Light (E) "se abrió a la comunicación con reinos dimensionales de la conciencia más elevados", y que desde entonces su misión es "extender esa conciencia dimensional con la cultura dominante para asistir y activar un despertar colectivo más grande". E.L. Light (E), británica, aparece segunda en la lista de conferencias del día con una charla titulada 'Bienvenidos a la Edad de Oro: la etapa siguiente de la ascensión', y no solo parece la estrella de esta primera jornada sino que al cabo resulta que es el cerebro de todo esto, la responsable de la convención que acoge Barcelona este fin de semana, lo cual naturalmente multiplica su interés. La Edad de Oro. La etapa siguiente de la ascensión. Promete.

"Vibracionalmente hablando, Catalunya es un lugar especial", dice la investigadora Carmen Domènech

No es ni mucho menos que los demás invitados carezcan de interés. Después de la presentación a cargo de Josep Guijarro, periodista y divulgador en cuyo currículum destaca su pasado como redactor jefe de la revista ‘Más allá’ y su presente como miembro del equipo de investigación de otra revista del mismo corte, ‘Enigmas’, y de la charla de la susodicha E.L. Light (E), está prevista la conferencia de Iván Martínez 'El mensaje que dejaron los sumerios en el ADN', la de Daniel Muñoz 'Viajeros en el tiempo: ¿somos nosotros los extraterrestres del futuro?', y la de Honovi Strongdeer 'Cómo convertirse en embajador por el contacto y la revelación extraterrestre'. Jugoso, si uno es ufólogo o ufológico y tiene interés en estos temas. Al fin y al cabo, la pregunta no es si hay vida extraterrestre. En un congreso de ufología, la pregunta es quiénes, cuándo, dónde, por qué y para qué. Y todos tienen sus teorías.

Una situación dramática

La segunda edición del Congreso Mundial de Ufología tiene lugar este fin de semana en una sala de actos del Hotel Alimara, en la ronda de Dalt. Guijarro, que ya estuvo en el primero, dice que entonces, durante su intervención, preguntó quién en el auditorio había tenido "algún tipo de contacto", que "el 80% levantó la mano" y que no hay razón para pensar que en esta edición sea distinto. Es algo que se pregunta la gente: ¿quién asiste a un congreso de ufología? "Hay que empezar recalcando que este no es un congreso científico –dice Guijarro–. No se debate la existencia de los OVNIS, no hay físicos, no hay astrónomos. Es un congreso divulgativo, y por lo tanto la mayor parte del público son personas que buscan respuestas y acompañamiento para sus propias experiencias. Tener un contacto con extraterrestres es una situación dramática por lo que tiene de incomprensión. No le puedes decir a tu pareja: ‘Cariño, anoche tuve una comunicación con seres extraños’ porque te manda al psicólogo".

Se supone que la mayoría de los asistentes han tenido contacto con extraterrestres

Parece ser que no obedece al simple azar que las dos ediciones del congreso hayan tenido lugar en tierras catalanas (la primera, en la "Mágica Montaña de Montserrat"), toda vez que, según Carmen Domènech, investigadora de temas ufológicos y portavoz oficial del congreso, "vibracionalmente hablando Catalunya es un lugar muy especial". “Aquí siempre hubo más interés, de aquí son Antonio Ribera y Andreas Faber-Kaiser, que son gente que abrió un camino, y que hicieron que aquí el terreno esté más abonado para la comprensión de esta clase de fenómenos". Domènech, que explica que en el curso de sus investigaciones ha entrevistado a más de 200 personas que han tenido contacto con extraterrestres (o, en fin, que afirman haberlo tenido), dice que no se ha encontrado a nadie que tenga la experiencia por traumática, y que por eso entiende muy bien el lema escogido por la organización para esta segunda edición: 'Expandiendo la conciencia colectiva centrada en el amor'.

"Las malas experiencias yo creo que son cosas de aquí, cosas de militares. Los investigadores nos hemos ido dando cuenta de que a la gente que dice haber tenidos contactos les cambian los conceptos, que desarrollan una conciencia muy amplia. Y el amor en concreto es una frecuencia vibratoria que es un denominador común en todos ellos".

Trascender la matrix

Conferencias aparte, una medida justa del ambiente que se respira en un congreso de ufología se obtiene de simplemente pasear por ahí. Pasear y escuchar. Entonces, se oyen cosas como: "Hay un satélite artificial desde el cual se ejerce un control de la matrix de la Tierra", y enseguida: "Pero si te mueres, te quedas en la parte etérica de la matrix, así que la pregunta es, ¿cómo trascender a la matrix para llegar a la fuente?" O cosas como: "Estáis dando lugar a que aparezca la puerta del corazón. Es de color verde esmeralda", en un taller sobre "el lenguaje de la luz". O: “Lo que importa es cómo te sientes. Esa es la clave. Te dice en qué frecuencia estás". A media mañana hay más de un centenar de personas en la sala, y si es verdad lo que dice Guijarro, la mayoría de ellas han tenido contactos con extraterrestres. Se entiende que abunden los saludos de camaradería. Comparten algo que los demás no.

Si uno no está sintonizado en su misma frecuencia, la conferencia de E.L. Light (E) resulta difícil de entender. Es revelador que la primera pregunta que le hacen al final es en qué idioma estaba hablando. "En inglés", responde ella. "No, el otro idioma", dice el curioso, en referencia  a la lengua extraña en la que parecía entrar en trance. "Ah", dice ella. "Es el lenguaje que se habla cuando uno está en un estado de vibración superior. Es el lenguaje de mi yo superior". Con aspecto y maneras de sacerdotisa de la nueva era, E.L. Light (E) había venido a decir que nos encontramos en el punto álgido de un ciclo planetario que dura 25.800 años, y que es una "era de felicidad" que favorece "la vibración del amor, la compasión, la solidaridad y el perdón". La Edad de Oro.

Invitados destacados

La mayor parte de asistentes al congreso coinciden en que la gran estrella de la cita es el suizo Erich von Däniken, que en este mundo es un pionero: uno de los primeros en deslizar la teoría de que los extraterrestres han visitado la Tierra en el pasado. Von Däniken será el encargado de clausurar el evento este domingo con la conferencia ‘Los dioses eran astronautas', en la cual, según el programa oficial, contestará a preguntas como: "¿Está nuestro planeta bajo observación?" y demostrará por qué los extraterrestres podrían tener aspecto humano. También destaca la intervención de John Desouza, antiguo agente del FBI que dice haber tenido acceso a auténticos archivos X, y la de Stephen Basset, según Carmen Domènech "uno de los creadores de la exopolítica"; esto es, la política que intenta convencer a los gobiernos ("sobre todo al de Estados Unidos") de que desclasifiquen esos supuestos archivos X.

Temas: Barceloneando

0 Comentarios
cargando