Ir a contenido

POLÍTICA MUNICIPAL

El pleno de Barcelona fulmina la multiconsulta de Colau

PDeCAT, Cs, PSC, PP y CUP rechazan la pregunta ciudadana sobre la municipalización del agua

Carlos Márquez

Colau habla con Recasens y Collboni minutos antes del pleno.

Colau habla con Recasens y Collboni minutos antes del pleno.

El pleno de Barcelona ha fulminado en pocos minutos la multiconsulta que el gobierno de Colau llevaba todo el mandato preparando. Ninguna de las dos preguntas sometidas a votación para elevarlas a la multiconsulta ciudadana, la gran apuesta de los comunes para la implantación de la democracia directa en la ciudad, ha obtenido la mayoría necesaria. Finalmente el gobierno municipal ha retirado minutos antes del pleno sus preguntas por falta de apoyos políticos. Sí han sometido a votación dos de las tres iniciativas ciudadanas que recogieron miles de firmas, la relativa a la gestión agua y la que propone rebautizar la plaza de Antonio López como plaza de Idrissa Diallo. Ninguna de las dos ha obtenido los votos suficientes.  

La concejala de Participación, Gala Pin, insistía horas antes del inicio del pleno en que la batería de recursos judiciales presentados contra la multiconsulta representaba "un ataque contra el que deben plantar cara todos los partidos con representación municipal", en tanto que dejan "la democracia municipal" en manos de "intereses de las multinacionales". Resulta evidente que sus palabras no funcionaron, y el voto (contrario) de la mayoría de los grupos municipales -incluida la CUP- ha sido más efectivo (o al menos más rápido) que la campaña publicitaria y judicial de Agbar para evitar que los barceloneses se pronuncien sobre quién y cómo debe gestionarse este bien público. 

Durante la noche del lunes y la mañana del martes, los comunes centraron sus críticas en la CUP tras anunciar que no votaría a favor de la pregunta planteada por Agua es vida. Los comunes juzgan incomprensible que los anticapitalistas "se sitúen del lado de Agbar" y la CUP considera que "la gestión pública de un bien público no se consulta, se ejerce". 

"Paternalismo incomprensible"

Colau se ha lamentado tras la votación el "paternalismo incomprensible" de los anticapitalistas, "diciendo a las entidades que llevaban meses trabajando duro en la multiconsulta que se estaban equivocando". 

Los socialistas también han usado la multiconsulta como su particular 'vendetta' hacia sus exsocios, votando en contra de las dos iniciativas ciudadanas. 

Las cuestiones en un primer momento planteadas por el gobierno de Colau que finalmente no se han llegado a votar estaban relacionadas con ampliar hasta el 30% el suelo dedicado a vivienda pública en las zonas del 22@ y el uso del solar situado junto al Hotel Rec Comtal. Ya había caído de la consulta con anterioridad una de las tres preguntas ciudadanas, la que planteaba la construcción de vivienda pública sobre el gimnasio social Sant Pau, en este caso porque los servicios técnicos del consistorio no validaron las firmas entregadas.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.