Ir a contenido

ESTRATEGIA MUNICIPAL

Barcelona convoca 1.900 plazas de empleo público

Las 2.421 ofertas de ocupación del mandato suponen el récord histórico del consistorio

Las convocatorias no suponen trabajo neto, pero reducirán la interinidad del 30% al 9%

Víctor Vargas Llamas

Un barrendero limpia una acera de la calle de Mallorca, en Barcelona.

Un barrendero limpia una acera de la calle de Mallorca, en Barcelona. / DANNY CAMINAL

El Ayuntamiento de Barcelona ha aprobado la convocatoria de 1.911 plazas de oferta pública de empleo, con la que reducirá drásticamente el 30% de interinos que se han acumulado en la plantilla municipal. Un porcentaje que se explica por las restricciones impuestas por el Gobierno central y que han contado con una tregua a la que se aferra el equipo de Ada Colau para revertir esa situación de provisionalidad.

La medida permitirá rebajar notablemente esa cifra de interinidad, hasta el 9% , una forma de "recuperar paulatinamente la normalidad" en la nómina municipal, como ha expuesto Elo Badia, concejal de Presidencia del consistorio. A esas 1.911 plazas deben sumarse 41 aprobadas este año para Parques y Jardines y otras 70 para engrosar el cuerpo de la Guardia Urbana, hasta alcanzar 2.022 ofertas de trabajo. Si se suman a las 293 impulsadas el año pasado y las 106 del inicio de mandato de Colau, la cifra es de 2.421, la mayor en la trayectoria del consistorio barcelonés. Las plazas se cubrirán entre el año que viene y el 2019, pudiendo llegar a hacerlo "a caballo del nuevo mandato", según ha expuesto Badia. 

No obstante, ninguna de esas plazas es de nueva creación, dado que sirven para superar el periodo de interinidad que se conformaba cada vez que había una jubilación o similar, ante la imposibilidad de convocar un concurso público para ocuparla por el veto normativo del Ejecutivo español. Sí se debe contabilizar como empleos netos, de nueva creación, el millar de incorporaciones que se han consolidado en las 23 bolsas de trabajo creadas al amparo del Plan de recursos humanos 2016-19.

Resquicio

Badia se ha referido a la ley de estabilidad presupuestaria estatal, que marca limitaciones a la capacidad de los consistorios para la reposición de puestos de trabajo por bajas jubilaciones, de manera indiscriminada, "sin tener en cuenta si el ayuntamiento está saneado, como ocurre con Barcelona, o no".  Así se explica un notable incremento del personal interino, que alcanza el 30% en la capital catalana, dificultando la movilidad y la promoción de estos profesionales, "algunos de los cuales se han jubilado con esa condición". El 70% de esos interinos llevan en esa condición entre 3 y 2 años, según el consistorio.

Servicios esenciales

El sensible aumento de la convocatoria de empleo público se fundamenta en un pacto acordado por el Gobierno de Mariano Rajoy y los sindicatos, por el que se permite la restitución de aquellas plazas de interinos previas al 2005, en sentido genérico, y anteriores al 2014 respecto a los destinos profesionales de servicios esenciales, como salud y seguridad.  

Del total de plazas ofertadas,  484 corresponden a guarderías enseñanza musical, 423 para docentes de primaria y secundaria, y 251 para psicólogos, pedagogos, trabajadores y educadores sociales. Otras 716 guardan relación con la gestión, el derecho y la administración, mientras que 169 se convocaron el pasado febrero y estarán destinadas a la Guardia Urbana. Hay 100 plazas que se encuentrane n proceso de selección para tareas de extinción de incendios y salvamento.