Ir a contenido

En el Guinardó

Nuevas escaleras mecánicas en el barrio de la Teixonera

El próximo abril se instalarán en las calle de Mare de Déu dels Àngels y en Canadencs, dos ámbitos con gran desnivel

El Periódico

Escaleras mecánicas en la calle de Mare de Déu dels Àngels.

Escaleras mecánicas en la calle de Mare de Déu dels Àngels. / Ayuntamiento de Barcelona

La comisión de Gobierno del Ayuntamiento de Barcelona ha aprobado inicialmente dos nuevos proyectos para instalar escaleras mecánicas en el barrio de la Teixonera, en el distrito de Horta-Guinardó, en sendos ámbitos con notables desniveles. El primer proyecto consiste en instalar escaleras mecánicas en la calle de la Mare de Déu dels Àngels, por un importe de 1,1 millones de euros, y el segundo en la implantación también de escaleras mecánicas en las actuales fijas de los Canadencs, en este caso por un importe de 1,5 millones. 

Estas dos actuaciones siguen en la línea de las intervenciones ejecutadas en el barrio con el objetivo de mejorar la movilidad y la seguridad de los peatones así como la eficiencia energética, implantando escaleras mecánicas para los peatones, allí donde solo existían las convencionales.

Las intervenciones se enmarcan en las acciones que se desarrollan en el marco del Plan de Barrios de Sant Genís dels Agudells y la Teixonera, para incidir en la salud y las personas mayores, la educación y la mejora de los entornos urbanos, según ha informado este domingo el consistorio. Precisamente estos dos barrios cuentan con 4.403 personas mayores, de las que el 34% tienen 80 años y más. 

Accesibilidad

En concreto, respecto al primer proyecto, consiste en la implantación de unas escaleras mecánicas en la calle de la Mare de Déu dels Àngels (entre Sant Dalmir y Fastenrath) para mejorar la accesibilidad del barrio. Aprovechando la obra también se mejorarán las redes de servicios, el alumbrado y los elementos urbanos en general con el fin de adecuarlos a los requerimientos actuales.

Las escaleras mecánicas serán de doble sentido y con un horario de funcionamiento regulado. La previsión es iniciar las obras en abril de 2018 y finalizarlas en noviembre del mismo año.

En cuanto a la segunda intervención, consiste en la implantación de unas escaleras mecánicas en las actuales escaleras de los Canadencs con el objetivo de conectar el desnivel entre las calles de Samaniego y Arenys. Con la intervención, también se reordenarán las escaleras actuales, las zonas verdes y los espacios de estancia. Asimismo, se renovarán las redes de servicios existentes (riego, alumbrado, drenaje, alcantarillado y telecomunicaciones). La intervención se iniciará en abril de 2018 y finalizará en noviembre del mismo año.

Ascensor inclinado en la bajada de Gallecs

Estas nuevas intervenciones se suman a la instalación de un nuevo ascensor inclinado en el barrio de la Font d'en Fargues, en la bajada de Gallecs, obras que se están ejecutando desde noviembre con un presupuesto de 1,1 millones de euros y dando respuesta a una larguísima reivindicación vecinal.

Los ascensores inclinados, recuerda el consistorio, son una buena solución en barrios con pendientes importantes, dado que pueden superar grandes desniveles y diferentes inclinaciones del terreno. El sistema utilizado es el mismo que el de los ascensores eléctricos, pero la cabina circula en sentido oblicuo en las guías. El distrito de Horta-Guinardó ya dispone de tres de estas características: dos en la calle de Telègraf  y otro en Alguer.

Temas: Urbanismo

0 Comentarios
cargando