Ir a contenido

Nueva sentencia contra el recorte horario de las terrazas del eje de Blai-Blesa

El Gremi de Restauració reclama que la hora de cierre se iguale a la del resto de la ciudad

EL PERIÓDICO / BARCELONA

Numerosas terrazas con clientes en el centro de la calle de Blai del Poble Sec, ayer.

Numerosas terrazas con clientes en el centro de la calle de Blai del Poble Sec, ayer. / JULIO CARBÓ

El Gremi de Restauració de Barcelona ha pedido este miércoles al gobierno de Ada Colau que modifique los horarios de las terrazas de los establecimientos de las calles Blai y Blesa, en el Poble-Sec, después de que un juzgado contencioso administrativo haya vuelto a dar la razón a los afectados, tal y como sucedió con otra sentencia que ya anuló en marzo la reducción horaria. El ayuntamiento había establecido que sus veladores cerrasen una hora antes que en el resto de la ciudad. 

"Pedimos al ayuntamiento que acate la decisión del juez y ponga fin a la discriminación que sufren los bares y restaurantes de Blai y Blesa", ha aseverado en un comunicado el director del gremio, Roger Pallarols, quien lamenta que los restauradores deban recurrir a la justicia para defender sus derechos, vulnerados por la actividad de la administración local, según el gremio.

El ayuntamiento interpuso un recurso de apelación contra la primera sentencia (a favor de los empresarios aglutinados en la causa), al considerar que la aplicación de la ordenación singular y el horario específico busca el equilibrio entre el uso privado del espacio público y el derecho de descanso de los vecinos.

EN CONFLICTO

La ordenación singular implica una reducción de una hora diaria, aunque el Manual Operativo de la Ordenanza de Terrazas establece un horario general de apertura. La primera sentencia señaló que, en caso de reducción de horario, no se puede hacer por ámbito sino local a local con documentos que acrediten la necesidad de la reducción. El nuevo dictamen judicial responde a las medidas emprendidas por la patronal.

Pallarols critica "la judicialización sistemática a la que el sector se ha visto obligado pone de manifiesto la falta de diálogo del gobierno municipal con el sector", y ha recordado que el plazo para lograr un acuerdo con el sector y los grupos de la oposición sobre la modificación de la Ordenanza de Terrazas vence el 31 de julio.

"Todavía quedan 12 días: el acuerdo es perfectamente posible", ha dicho Pallarols, quien instado al consistorio a pronunciarse sobre la propuesta de mínimos que lanzó el gremio, porque el sector no puede esperar más, mantiene.

Temas: Bares Terrazas