Ir a contenido

SUCESO EN EL DISTRITO DE SANT MARTÍ

Desalojados tres edificios en el Poblenou por daños estructurales en el sótano de uno de ellos

El ayuntamiento ha paralizado las obras de dos hoteles que se están construyendo frente a las fincas afectadas, por su posible relación con la afectación

Los vecinos no podrán volver esta noche a sus casas, a la espera de un informe técnico definitivo que se iniciará este jueves

HELENA LÓPEZ / BARCELONA

Los vecinos afectados siendo informados por los bomberos. / DANNY CAMINAL

Los vecinos afectados siendo informados por los bomberos.
En la imagen las obras frente al edificio afectado.
Los bomberos atienden las preguntas de una vecinas desalojadas.

/

Los Bomberos de Barcelona y la Guardia Urbana han desalojado en la mañana de este miércoles a los vecinos de tres edificios del Poblenou, en los números 153,155 y 157 de la calle de Llull, tras detectar afectaciones estructurales en el sótano del número 155. Los inmuebles están situados frente a los solares en los que se están levantando dos hoteles, cuyas obras han sido varias veces denunciadas por los vecinos por ruidos y grietas.  

Pese a que la afectación se ha detectado solo en el 155, la gravedad de los desperfectos ha llevado a los bomberos a desalojar también las dos fincas colindantes. En total han tenido que dejar sus casas 18 familias, que aún no saben cuándo podrán regresar. Aunque por el momento se desconoce qué ha causado los desperfectos, el ayuntamiento ha ordenado paralizar las obras de los dos hotel que se están construyendo en la zona.

PARALIZACIÓN DE LAS OBRAS

"Los bomberos han recomendado parar los trabajos solo de uno de ellos, pero hemos pedido la paralización de los dos hasta que se conozcan las causas de lo ocurrido", ha apuntado el 'conseller' técnico del distrito Marc Andreu a las puertas de centre de emergencias municipal, situado al lado de los solares, tras mantener una reunión con los vecinos afectados, a quienes se ha informado de que a las cinco de la tarde de este miércoles podrán acceder acompañados por la policía a recoger sus enseres.

Este jueves a las nueve de la mañana se desplazarán hasta el lugar los profesionales que deberán elaborar el estudio técnico que dictamine tanto la gravedad de la afectación como las causas. Los vecinos han sido citados ese día a las dos de la tarde para informarles de las novedades.

Tras el desalojo se han activado los servicios de emergencia social y se ha ofrecido vivienda alternativa a los vecinos que no puedan hospedarse esta noche en casa de algún familiar o allegado. 

MESES DE DE DENUCIAS

El pasado mes de septiembre, los vecinos de estas fincas ya denunciaron que las obras de estos hoteles estaban provocando grietas en sus domicilios y reclamaron la paralización de los trabajos. Lo que lograron, por poco tiempo. "Las obras se han parado en dos ocasiones. En una de ellas se logró que la constructora cambiara las máquinas con las que trabajaban, que eran muy pesadas y provocaban muchas molestias", explica Albert Capella, vecino de una de las fincas afectadas. 

Pere Mariné, miembro de la plataforma Ens Plantem, entidad vecinal que lleva mucho tiempo denunciando los problemas provocados por las obras y la 'turistificación' del barrio, explica que este miércoles a las 19.30 horas se volverán a concentrar (no es la primera vez) frente a los solares para exigir que se llegue hasta el final en la investigación sobre cuáles son las causas de las grietas, "y si los técnicos confirman que son los hoteles, se pare su construcción de forma definitiva", concluye.