Tragos de 24 kilates en la coctelería de Barcelona que conquista premios

El Solange del Eixample ha sido elegido el mejor de España pese a no haber cumplido aún los tres años de vida. Su estética seduce tanto como sus combinados

Interior de la premiada coctelería Solange, en Aribau 143.

Interior de la premiada coctelería Solange, en Aribau 143. / ELISENDA PONS

3
Se lee en minutos
PATRICIA CASTÁN / BARCELONA

En las coctelerías con oficio lamentan (por lo bajo) que tantos clientes se zambullan en el imperante gin tonic sin atreverse a nadar en otras aguas más coloridas o atrevidas. Por esa razón Alfredo Pernia agradece las alas que dan los varios premios que han encadenado: "A medida que conseguimos más hitos la gente viene a conocernos y a dejarse aconsejar y probar". Y hay mucho que catar, porque el cuarteto de mixólogos alineados tras la barra del Solange barrunta cada seis meses una carta de 20 cócteles propios que abanderan, sumándose al repertorio de clásicos que ejecutan con maestria.

La sensación que el cliente tiene al pisar la rutilante coctería del Eixample izquierdo (Aribau, 143) es que lleva allí desde siempre. Elegante, con glamur, pero cálida y temperamental. Pero la realidad es que esta botica a rebosar de fórmulas etílicas -que con efecto inmediato y moderación dibujan una sonrisa- lleva menos de tres años en solfa. Es el segundo sueño de los hermanos Pernia, que tras muchos años liderando otra coctelería cercana, Tandem, decidieron apostar por un local menos tradicional y con un punto femenino. "La mayoría eran de estilo inglés y muy masculino y quisimos darle otro aire, pero que fuera atemporal". Un objetivo cumplido entre las paredes de lo que antes fue el Harry's Bar -heredando las maderas de la entrada y la barra resucitada-, donde ahora habitualmente hay un ambiente mixto y sin edad.

La sala, que homenajea al cine de James Bond,  trata de relevar con cócteles propios la primacía de los gintonics

Desde el 2014, el local que dirige Alfredo y que debe su nombre a Solange Dimitrios, la chica Bond de Casino Royale, ha ido encadenando galardones que les han hecho destacar en el efervescente sector coctelero de Barcelona. El último y más sonoro, el de la feria internacional de coctelería de Valladolid, FIBAR 2016, donde 70 bartenders, expertos y empresarios lo eligieron como la mejor coctelería de España 2016. Un empujón que se suma al puesto 90 de los 100 mejores bares del mundo de la publicación inglesa Drinks International. O al de una de sus bartenders, Adriana Chia, mejor de España y número 8 del mundo en la competición Diageo World Class, con más de 10.000 participantes de todo el planeta.

COMBINACIONES GANADORAS

Noticias relacionadas

Con ese currículo, por Solange asoman muchos curiosos, nuevos adeptos y expatriados de otras barras que sucumben a lo que se cuece en Aribau, donde ya preparan un libro con las recetas de los 100 cócteles que han pasado por su carta. A Alfredo le gusta encajar en la coctelería clásica de grandes sabores y mejores maneras, pero añadir un punto "cosmopolita, internacional y de firma propia". El esfuerzo por abrir el paladar de los neófitos se traduce en una involución del gin tonic (que hace dos años copaba el 70%) de la facturación, en pos de un 60% de cócteles (donde los bartenders se dejan la muñeca), un 20% de mezclas de ginebra y tónica y un 20% de otros combinados. 

¿Alguna fórmula universal para tentar al bebedor? Confiesa Pernia que suelen saber qué va a ser top ventas. En estos momentos, las combinaciones con mango, maracuyá o fresa ya ponen las glándulas salivares a mil. No obstante, el gancho de Solange (con tributo a Bond por los cuatro costados, de los tragos a los dorados de la sala) se apoya sobre todo en alcoholes premium (con botellería de 40 euros) que dan altos vuelos al cóctel, en su mano de santo, y en facturas contenidas. De 10 a 14 euros por elixires de 24 kilates.