aprobado el cambio de denominación

El salón de plenos de Barcelona, de Reina Regente a Carles Pi i Sunyer

La propuesta de la CUP de que se retire la estatua de Colón queda desestimada y no recibe apoyo de ningún grupo

La alcaldesa Ada Colau saluda a Xavier Trias antes de la celebración del pleno. / JULIO CARBO

La alcaldesa Ada Colau saluda a Xavier Trias antes de la celebración del pleno.
El salón de plenos de Barcelona, de Reina Regente a Carles Pi i Sunyer

/

5
Se lee en minutos
TONI SUST / BARCELONA

El pleno municipal que el Ayuntamiento de Barcelona ha celebrado este viernes ha estado marcado por la memoria histórica. Ha aprobado un cambio de nombre: el salón de plenos recibe desde ahora el de Carles Pi i Sunyer, alcalde de la ciudad en dos periodos durante la segunda república. La decisión, que ha recibido un amplio apoyo, 33 concejales de 41, con el único rechazo de los grupos de Ciutadans y el PP, estaba anunciada y se inscribe en la voluntad del gobierno municipal de revisar y renovar la simbología, tanto en dependencias municipales como en los nombres de las calles. 

La Reina Regente, Maria Cristina, madre de Alfonso XII, deja así de dar nombre al salón de plenos, aunque su retrato, con el monarca cuando era un niño, seguirá colgado durante un tiempo todavía. Además de ese cambio el pleno ha abordado más tarde la polémica de la semana: la petición de la CUP de que se desmantele la estatua de Colón. Como estaba previsto, no ha prosperado.

Trias vuelve a la actividad tras superar la angina de pecho

Una de las novedades del pleno ha sido la participación del líder del grupo municipal de CiU,  Xavier Trias, una vez recuperado de la angina de pecho que sufrió el pasado fin de semana. Antes del inicio de la sesión, Trias ha tomado la palabra para agradecer el apoyo que ha recibido estos días “del mundo político”. El líder convergente ha tenido un especial recuerdo para el personal del Hospital del Vall d’Hebron, donde fu intervenido, y ha destacado su calidad.  "A ver si de una vez todo el mundo entiende que tenemos los mejores hospitales del mundo”, ha dicho el exalcalde.

ELOGIO AL ALCALDE REPUBLICANO

Pi i Sunyer es el alcalde que el consistorio actual define como el más emblemático del periodo republicano, si bien solo ocupó el cargo de febrero a octubre de 1934 -hasta que los ‘Fets d’octubre’ le llevaron a la cárcel dos años con el president Companys y otros dirigentes políticos catalanes- y de febrero de 1936 a julio de 1937. También fue presidente de su partido, ERC, ministro de Trabajo durante unos meses en el Gobierno de Martínez Barrio y 'conseller' de Cultura y de Finances. Se exilió en Londres y luego en Caracas, donde murió en 1971. En 1980, sus restos fueron trasladados a Catalunya. 

El primer teniente de alcalde, Gerardo Pisarello, ha abierto el debate sobre la nueva denominación, con un elogio a la figura de Pi i Sunyer, del que ha subrayado que estaba “muy ligado a la tradición federalista, al catalanismo, los valores éticos, la honradez, la ‘menestralia’ y las clases populares”. “Fue el alcalde de todos, respetado por una mayoría social. Nuestro grupo recibe la decisión con mucha satisfacción”, ha afirmado la socialista Carmen Andrés

También CiU ha mostrado su satisfacción por el nombre elegido. “Votaremos favorablemente. Creemos que la figura de Pi i Sunyer merece dar nombre al salón de plenos”. Por ERC, el concejal Jordi Coronas ha celebrado el cambio y ha rechazado las críticas de los que consideran que es una decisión que puede crear confrontación. “El consenso sobre el cambio de nombre no es amplio, es amplísimo”. 

Por la CUP, el concejal Josep Garganté puso el énfasis en la cercanía de Pi i Sunyer con el mundo obrero y sindical. “La implicación de Pi i Sunyer con las fuerzas antifranquistas hizo que se ganara el respeto de la gente”, ha añadido Garganté.

Las críticas han llegado de Ciutadans y el PP. La presidenta del partido naranja en el consistorio, Carina Mejías, ha lamentado que nadie preguntara a su grupo qué opinaba. “Estas polémicas, como esta cruzada antimonárquica, solo son cortinas de humo para tapar su falta de gestión”, ha dicho Mejías sobre el gobierno de Ada Colau.

El popular Alberto Fernández Díaz ha considerado que si se quería cambiar el nombre del salón del plenos por el de un alcalde democrático, había otras opciones. “Que este salón se llamara de la Reina Regente formaba parte de la historia democrática. No había incomodado a nadie. Ustedes lo hacen por confrontar, pero no podrán borrar la historia sobre la colaboración de la monarquía con la ciudad”. Acabado ese debate, el salón ya llevaba oficialmente el nombre de Pi i Sunyer. 

COLÓN Y EL 12 DE OCTUBRE

El pleno ha abordado más tarde la polémica de la semana, pese a que no tendrá efecto alguno. Se trata de la petición de la CUP de que se retire las estatua de Colón y el nombre de la plaza de Antonio López, y de que el 12 de octubre no sea festivo y que se retiren banderas españolas y símbolos monárquicos de sedes municipales. Una proposición que María José Lecha, presidenta del grupo de los anticapitalistas, ha defendido afirmando que con ella han querido dar voz a una reivindicación que defiende mucha gente. También ha recordado el amplio eco mediático que ha encontrado, incluso internacional. “Hemos dado un paso para que la alegoría del genocidio desaparezca un día”. Lecha ha criticado a otros grupos que han buscado pactar la proposición, por considerar que solo querían desnaturalizarla. Al fínal, solo la han defendido los anticapitalistas: el PSC, Ciutadans y el PP han votado en contra y ERC y Barcelona en Comú se ha abstenido.

Noticias relacionadas

El número dos del grupo de CiU, Joaquim Forn, ha mostrado su rechazo a la iniciativa y ha acusado a la CUP de intentar disimular que en comisión no impidió que se instale ante el Born una estatuta ecuestre (decapitada) de Franco, en el marco de una exposición. Por Ciutadans, Mejías se ha mostrado agradecida por lo que se ha reído con el tema. El republicano Coronas ha subrayado que la propuesta no habrá tenido más efecto que su éxito mediático: “Si querían salir en los diarios, les felicito, pero ¿qué han aportado a la ciudad? Era una cortina de humo”. Y, como Forn, ha aludido a la votación sobre la estatua del Born.

IDEAS PARA LA PLAZA DE ANTONIO LÓPEZ

Fernández Dïaz ha rechazado la proposición de la CUP sin especial vehemencia para lo que suele. Pisarello ha replicado a Lecha explicando que está en preparación un concurso de ideas sobre el futuro de la plaza de Antonio López, actuación en la que, ha dicho, se buscará destacar la lucha contra el colonialismo. Sobre la estatua de Colón, el primer teniente de alcalde ha afirmado que se sopesan actuaciones que no incluyen su retirada y ha invitado a la CUP a participar en este proceso. Colón se queda y la polémica fue mucho más entretenida que el debate que ha suscitado en el pleno.