22 feb 2020

Ir a contenido

CONVENIO CON EL 'BANCO MALO'

Colau acuerda con la Sareb la cesión de 200 pisos para emergencias sociales

La mitad del parque cedido está ocupado por familias, con las que se negociará individualmente

La entidad bancaria, que tiene medio millar de viviendas en la ciudad, las entrega por un plazo de ocho años

Cristina Buesa

Uno de los pisos de la Sareb que ha pasado a manos del Ayuntamiento de Barcelona.

Uno de los pisos de la Sareb que ha pasado a manos del Ayuntamiento de Barcelona. / DANNY CAMINAL

El Ayuntamiento de Barcelona ha firmado este miércoles un convenio con la Sociedad de gestión de activos procedentes de la reestructuración bancaria (Sareb) para la cesión temporal de 200 pisos que se destinarán a emergencias sociales. La alcaldesa Ada Colau ha destacado que es el primer acuerdo que firma el denominado "banco malo" con un ayuntamiento y que el periodo de vigencia será de ocho años.

"No ocultaré que hoy estoy contenta pero no seremos autocomplacientes, no nos damos por satisfechos. No es solo un acuerdo simbólico, es un primer paso importante pero queremos que haya muchos más y que se convierta en un ejemplo para otras ciudades", ha opinado Colau. De los 200 pisos, hay 100 que están ocupados en precario por familias y que ahora el consistorio estudiará caso por caso para encontrar una solución.

ALQUILER EN FUNCIÓN DE LA RENTA

Lo que no habrá, ha avisado la alcaldesa, es "trato de favor". Quienes estén en una de las viviendas de la Sareb ahora cedidas deberán acreditar su situación de vulnerabilidad y, previo paso por la mesa de emergencia social que reparte los inmuebles en la reunión mensual que celebra, se decidirá si se quedan viviendo allí.

Barcelona pagará una contraprestación de 125 euros al mes por cada piso entregado por esta entidad bancaria, que es la que contaba con más activos inmobiliarios vacíos en la ciudad, con un periodo de carencia de tres meses. En el caso de los ocupados, será de 75 euros con una carencia de seis. Por su parte, como ya ocurre con el resto del parque social de viviendas, los vecinos pagarán un alquiler en función de su renta.

GASTOS DE REHABILITACIÓN REPARTIDOS

Las llaves de los primeros 50 pisos, estos vacíos, se entregan este jueves. El 15 de enero serán 50 más ocupados y, el 15 de febrero, el resto de los ocupados. Por último, el 15 de marzo el ayuntamiento recibirá los últimos 50 desocupados del paquete de 200 acordado con la Sareb.

En los casos en los que sea necesario afrontar una rehabilitación, los gastos correrán a partes iguales entre el ayuntamiento y el "banco malo", siempre y cuando la cantidad no sobrepase los 7.000 euros. De los 50 primeros, 16 están en Nou Barris; 12 en Sant Andreu; 10 en Horta-Guinardó; 5 en Sants-Montjuïc; 4 en Sant Martí y 3 en Ciutat Vella.

TRES COMPRAS A BANKIA

El concejal de Vivienda, Josep Maria Montaner, ha revelado también que este jueves firmarán la compra de tres pisos a Bankia, que se han logrado gracias al sistema de tanteo y retracto. "Las viviendas vacías son una anomalía que perjudica a todo el mundo. Hacemos un llamamiento a los grandes tenedores de pisos vacíos pero también a los pequeños propietarios para que los pongan a disposición de la sociedad", ha invitado el edil.

Los inmuebles adquiridos tendrán un coste máximo de 55.000 euros, una condición que la alcaldesa ha destacado especialmente ya que, ha recordado, construir vivienda pública para destinarla al alquiler social, además de necesitar tres o cuatro años de tiempo, supone unos 100.000 euros cada una.

LAS MULTAS SIGUEN EL TRÁMITE

Tanto Colau como Montaner se han referido al aviso que ellos mismos lanzaron instando a los grandes tenedores de viviendas vacías a cumplir la ley 24/2015 y a la imposición de las primeras multas por no haberlos puesto a disposición de Barcelona vía convenio. La alcaldesa ha insistido en su vocación de "diálogo" para llegar a acuerdos y ha explicado que se enviaron hasta 1.400 cartas.

No obstante, de las 12 sanciones a entidades que el ayuntamiento ya está tramitando (siete de ellas a la Sareb), los dos responsables municipales han revelado que siguen adelante a pesar de que han sido recurridas por las entidades bancarias en todos los casos.