polémica en la fiesta mayor de gràcia

Los Mossos retiran un decorado por su cuenta

El distrito pidió a la policía que respetara la figura de un agente antidisturbios

Decorado del Mosso ’Foto-matón’. 

Decorado del Mosso ’Foto-matón’.  / ANNA CELMA

Se lee en minutos

HELENA LÓPEZ / VÍCTOR VARGAS LLAMAS / BARCELONA

El decorado que ha desatado la polémica reproducía la imagen de un agente antidisturbios de los Mossos d'Esquadra de tamaño casi real con la cara tapada y un escudo salpicado de lo que no había que ser muy avispado para adivinar que representaba sangre. Sobre el mismo se indicaba «Foto-matón», juego de palabras que invitaba a los paseantes a retratarse colocando la cara sobre los hombros del agente de cartón y que trataba de matones a los antidisturbios. Estaba situado en la plaza de John Lennon, escenario de las fiestas libertarias de Gràcia que tradicionalmente organiza la Asamblea Libertaria del barrio en paralelo a las oficiales. Estuvo allí desde el 15 de agosto, día del inicio de los festejos, hasta la madrugada del martes, cuando, en el operativo de desalojo de las plazas, los Mossos decidieron retirarlo «al considerarlo una falta de respeto a la institución», según un portavoz de la policía autonómica.

La decisión indignó a los organizadores de los festejos, que consideran la acción de los Mossos un ataque a la libertad de expresión y exigen su devolución inmediata. «Pedimos explicaciones a la Fundació Festa Major de Gràcia por consentir que la policía retirara el decorado», apunta Iru Moner, miembro de la Assemblea Llibertària de Gràcia, quien explica que durante la mañana del lunes agentes del cuerpo estuvieron largo rato mirando el decorado requisado horas más tarde y tomando fotos.

Josep Maria Contel, responsable de seguridad de la Fundació Privada Festa Major de Gràcia, presente durante la retirada, aseguró este martes a este diario que fue decisión de los agentes llevarse el decorado y que él no pudo hacer más que tomar nota y ser testigo de una decisión policial.

Fuentes municipales aseguran que los Mossos pidieron al ayuntamiento que retirara la figura y que la gerencia del distrito de Gràcia se negó y pidió a los Mossos que respetaran el decorado, lo que no sucedió.

"FALTA DE RESPETO"

Te puede interesar

Un portavoz de los Mossos, por su parte, defendió que el decorado retirado «representa una figura policial sin respeto, como una mofa». «Si se hubiera hecho la misma mofa con el Colegio de Médicos también se habría retirado», añade la misma voz. Desde la Asamblea Libertaria cuestionan ese argumento. «Hay otros decorados que hacen crítica de los recortes de Artur Mas o una máquina de inventar titulares que critica la actitud de la prensa y esos no los han retirado», concluye el miembro de la organización de los festejos, que ya anoche inició una campaña de denuncia de los hechos.

Las fiestas libertarias en la plaza de John Lennon no son las únicas al margen de la fundación que se celebran históricamente en el combativo barrio. En la plaza del Raspall programan las Festes Populars Vila de Gràcia, que este año rinden homenage a los 20 años de la muerte del cantautor Ovidi Montllor.