06 abr 2020

Ir a contenido

NUEVO MEDIO DE COBRO

Los taxis de Barcelona implantarán el pago con teléfono en marzo

Mercados, museos, y centros deportivos también permitirán pagar sin contacto

Metro y bus tardarán más a adaptar el sistema por su complejidad

JOSEP M. BERENGUERAS
BARCELONA

Barcelona continúa dando pasos para que sea la primera ciudad europea donde un ciudadano pueda salir de casa, ir a trabajar y realizar sus compras habituales sin necesidad de utilizar su cartera: solo tendrá que llevar encima su teléfono móvil. Más de 8.000 comercios de la ciudad ya han cambiado su datáfono por uno equipado con lector NFC (es decir, la tecnología que permite pagar con el móvil), y La Caixa ya ha adaptado la mitad de los 500 cajeros automáticos que leerán las tarjetas de pago sin contacto. Los próximos en permitir este medio de pago serán los taxis, museos, centros deportivos y mercados municipales.

La Caixa y Visa firmaron en enero un acuerdo con el Ayuntamiento de Barcelona para convertir la ciudad en la primera gran localidad europea en permitir el pago con el móvil (o tarjeta de crédito con chip sin contacto). Desde entonces se están dando pasos al respecto, y muchas tiendas ya disponen de estos lectores. «El paso siguiente es que otros servicios permitan también este sistema», afirmó el director adjunto de La Caixa, Antoni Massanell, ayer durante el Mobile World Congress.

TODOS LOS CIUDADANOS / El ayuntamiento firmó ayer un acuerdo con la entidad, Telefónica e Indra para continuar expandiendo esta tecnología a otros servicios. Así, los próximos lugares donde se extenderá esta tecnología de pago serán los mercados municipales, museos y centros deportivos, pues lo que busca el consistorio es «que cualquier ciudadano pueda, de verdad, pagar con esta tecnología», dijo Antoni Vives, tercer teniente de alcalde de Barcelona.

Así, los taxis se sumarán a este proyecto «a partir de marzo». La Caixa ultima estos días la solución que ofrecerá a los más de 1.000 taxistas que tienen datáfono para pagar con tarjeta. La entidad prevé que la mayoría tenga integrado estos aparatos en abril, ya que ofrecerá el cambio «por muy bajo precio». «El resto del transporte público también se adaptará al pago desde el móvil, pero será en los próximos años», señaló Vives, que aclaró que su introducción será más lenta debido a la complejidad del sistema de transporte.

El uso masivo del pago con el móvil acontecerá cuando los terminales equipados con NFC copen el mercado (La Caixa calcula que en el 2014 tres millones de usuarios los tengan). En la actualidad solo algunos modelos de Blackberry y Samsung poseen el chip, pero durante el presente Mobile World Congress se están presentando multitud de móviles que lo incorporan. Además, La Caixa está renovando sus tarjetas de crédito e introduciendo el chip NFC en ellas (ya ha repartido 300.000).

INVERSIONES / Mientras, durante el congreso, Barcelona continúa buscando captar firmas que se instalen en la ciudad. El embajador de Israel en España, Alon Bar, cree que existe un gran potencial para las relaciones comerciales tecnológicas con España, informa Montserrat Radigales. «Nuestra impresión es que Israel puede ser un socio muy interesante para las empresas españolas. La tecnología de las comunicaciones constituye uno de los sectores con mayor potencial», señaló Bar.