25 sep 2020

Ir a contenido

La fiesta de Barcelona

La Mercè se aprieta el cinturón

La cita recorta en un 10% su presupuesto y programa unas 100 actividades menos

El pregón de Joan Margarit abre hoy los festejos, con nuevos escenarios y actos

HELENA LÓPEZ / Barcelona

El bautismo en plena Rambla de los nuevos gigantes de la ciudad, Chopin y Georges Sand, sirvió ayer para calentar los motores de la Mercè más austera de los últimos años -los 3,6 millones de presupuesto suponen una inversión un 10% menor que en los dos últimos años-, que arrancará oficialmente esta tarde con el pregón del poeta -y arquitecto de la Sagrada Família- Joan Margarit en el Saló de Cent del ayuntamiento.

Pese al notable recorte presupuestario y en el número de actos programados -de 600 a 500-, la fiesta mayor de la ciudad gana en esta edición en espacios y horarios. Se incorporan escenarios, como la avenida de Maria Cristina -lugar que acogerá la principal zona de conciertos, además del Fòrum- y el flamante Canòdrom de la Meridiana. En cuanto al toque de queda, variará según el escenario, en función de las molestias vecinales que pueda causar. En el centro, las actividades acabarán a las dos de la madrugada; en la avenida de Maria Cristina, se alargarán hasta las tres, y en el Fòrum la música durará hasta las cinco, siempre que el tiempo lo permita (algunos meteorólogos auguran lluvias.)

AMPLIACIÓN DE HORARIOS / Por su parte, los bares y las discotecas podrán prolongar también una hora su hora de cierre habitual desde hoy hasta el domingo. A cambio de esta cesión por parte del ayuntamiento -el sector del ocio prevé aumentar estos días un 25% sus ganancias respecto a un fin de semana cualquiera-, la Federación de Actividades Recreativas y Musicales (Fecasarm) participa por cuarto año consecutivo en la campaña de civismo Mercè/s pel teu civisme, acción que se enmarca en el plan de acción global contra el incivismo, que se inició con la campaña contra el fenómeno de los lateros. Según cifras dadas ayer por la Fecasarm, gracias ha estas campañas en los últimos cuatro años han logrado reducir en un 80% la venta y el consumo de latas de cerveza en la calle y hasta en un 70% las denuncias por ruido durante la noche, con el trabajo de los agentes cívicos que empezarán a actuar esta misma noche.

91 HORAS DE METRO / En otro aspecto en el que la Mercè de la crisis no ahorrará es en transporte. El metro funcionará de forma ininterrumpida desde hoy hasta el domingo, lo que supondrá 91 horas consecutivas, igual que los Ferrocarrils de la Generalitat y el tranvía. Además, TMB pondrá en funcionamiento varios servicios de bus lanzadera para facilitar los desplazamientos a los principales escenarios, del Fòrum al castillo de Montjuïc.

En el apartado de novedades, destaca también el estreno del Mercè Arts de Carrer, festival de espectáculos callejeros que se desarrollará en la Ciutadella, Montjuïc y el canódromo. Y, crisis a un lado, la luz será otra de las protagonistas de las fiestas. Además de repetir los espectáculos de la plaza de Sant Jaume, este año se suma al festival visual la Ciutadella, que será el jardín de los creadores y de la danza durante el día y de la luz durante la noche. Los noctámbulos visitantes del parque podrán participar desde hoy en una ruta que ofrece en varios espacios un conjunto de espectáculos que combinan luz, tecnología y malabares.

Además de las 500 actividades para todos los públicos, mañana las Mercès están invitadas a mediodía a una cerveza en el bar Velódromo, gentileza de Moritz.