Ir a contenido

Los premios Salambó destacan a Imma Monsó y Molina Foix

Los jurados eligen las mejores obras en catalán y castellano del 2006

ERNEST ALÓS / BARCELONA

Los premios literarios concedidos por editores y previos al lanzamiento comercial de la obra acumulan un lastre de sospechas del que están relativamente libres los galardones que premian obras ya publicadas. Este es el caso de los premios Salambó, que han seleccionado El abrecartas, de Vicente Molina Foix (Anagrama), como el mejor libro de narrativa en castellano publicado el año 2006, y Un home de paraula, de Imma Monsó (La Magrana), como la obra más destacada en catalán.

El Café Salambó de Gràcia y el Clubcultura de la FNAC, con la colaboración de la Institució de les Lletres Catalanes y el Institut de Cultura de Barcelona, han reunido dos jurados, compuestos por 14 escritores en castellano y 6 en catalán que no han publicado en el año anterior. "Es un premio de escritores para escritores". Así lo definía ayer Luisgé Martín, miembro del jurado del Salambó en castellano.

El abrecartas es una narración que repasa la historia de España desde 1935 hasta 1999 a través del cruce de misivas entre personajes reales e imaginarios. Según Ramon Reboiras, responsable del Clubcultura, es la mejor novela de Molina Foix, destinada a "convencer a los más escépticos" ante su obra.

NOVELA AUTOBIOGRÁFICA

El jurado del Salambó en catalán decidió solo entre dos finalistas: la obra de Monsó, publicada también en castellano por Alfaguara, y La gran rutina, de Valentí Puig (Edicions 62). Albert Mauri, organizador del premio, explicó que el acuerdo del jurado fue rápido y el criterio, compartido: premiar una obra "muy arriesgada", que aborda "la pérdida de un ser querido y el proceso de duelo". En Un home de paraula, Monsó noveló, al cabo de tres años de elaboración literaria y personal, el proceso de enamoramiento con su pareja y el vacío que dejó su muerte.

0 Comentarios
cargando