BCN proyecta una rehabilitación del Hivernacle de la Ciutadella

Las obras obligarán a reformar la cubierta y algunos elementos ornamentales

El recinto volverá a abrir como cafetería y restaurante cuando acaben los trabajos

2
Se lee en minutos
JORDI SUBIRANA / BARCELONA

El Ayuntamiento de Barcelona, a través de Instituto Municipal de Parques y Jardines, hará una rehabilitación integral del Hivernacle del parque de la Ciutadella. El espacio, que forma parte del catálogo patrimonial arquitectónico e histórico de Barcelona, fue construido en 1884 por Josep Amargós Samaranch para la Exposición Universal de 1888.

Lidia García, directora adjunta de Parques y Jardines, explicó ayer que los trabajos que se llevarán a cabo son importantes y complejos por el tipo de arquitectura y estructura, de cristal y hierro, y se afrontarán en distintas fases. A principios del 2007, el ayuntamiento prevé empezar la rehabilitación de la cubierta, los elementos ornamentales y las zonas de pared que se encuentran en mal estado; repasar los cristales de la claraboya, actualizar la cocina y el lavabo y rehacer la instalación eléctrica. Y en el próximo mandato, añadió García, se hará una restauración y remodelación "más profunda".

UNOS 200.000 EUROS

Parques y Jardines calcula que los costes de las primeras reformas ascenderán a unos 200.000 euros. García dijo que se ha pedido una subvención a la Direcció General de Patrimoni para que la Generalitat sufrague una parte de ellas. Sin embargo, el ayuntamiento aún no sabe si podrá contar con esa ayuda, ya que no se harán públicas hasta dentro de unas semanas. En el caso de que el Govern no asuma una parte de los gastos --que nunca superaría el 50%-- será el gobierno local la administración que los pagará.

El Hivernacle, en el que en 1985 se incorporó una fuente diseñada por Xavier Corberó, es uno de los edificios más bellos del parque de la Ciutadella, un ejemplo de la arquitectura de hierro y cristal que se puso de moda la segunda mitad del siglo XIX. Consta de dos espacios, uno con plantas diversas y otro de principal que se ha utilizado tradicionalmente como restaurante y cafetería. Según García, este será el uso principal que se dará al edificio en un futuro, aunque también se organizarán en él exposiciones, conciertos de música clásica y conferencias.

La empresa que explotará el restaurante saldrá de un concurso que se hará una vez hayan finalizado las obras, aunque todavía es pronto para saber el tipo de restauración que ofrecerá. García avanzó que ahora se está redactando el pliegue de condiciones, que será "más restrictivo" en horarios para evitar que se puedan producir molestias a los vecinos.

Noticias relacionadas

DESORDEN

Esta zona principal lleva cerrada desde principios de año, "cuando se acabó el contrato del anterior concesionario", apuntó García, y solo ha abierto en ocasiones puntuales. Durante estos meses, la zona ha estado en algunos momentos algo abandonada, con el mobiliario tirado por la sala y alguna ventana abierta, lo que permitía entrar a cualquier persona.