84% DE VOTOS A FAVOR

La asamblea del Barça avala por mayoría abrumadora a Laporta la venta de activos

El club espera obtener entre 200 y 300 millones por la venta del 49,9% de BLM y otros 400 más por los derechos de televisión

Laporta se dirige a los compromisarios en el Auditori 1899 del Camp Nou.

Laporta se dirige a los compromisarios en el Auditori 1899 del Camp Nou. / FCBARCELONA

8
Se lee en minutos
Marcos López / Joan Domènech

Joan Laporta se ha salido con la suya. Ya tiene el aval, un aval mayoritario de la asamblea de compromisarios realizada por vía telemática, con 830 socias y socios inscritos, para vender activos "por un valor como mínimo de 600 millones de euros" y sacar al Barça de la ruina económica porque se está en una situación de "quiebra".

Es ya el dueño de las ‘palancas’, término acuñado por el propio presidente, que debe activar el club en las próximas semanas para disponer de los recursos financieros ("entre 200 y 300 millones por la venta del 49,9% de BLM", según Laporta, y 400 millones más por los derechos de televisión) necesarios para que Xavi pueda pilotar la reconstrucción del equipo. 

"No tenemos dinero para fichar. Debemos sacar, como mínimo, 600 millones de euros. Claro que no nos gustaría hacerlo, pero no podemos tocar el violín mientras la casa se está quemando", ha dicho Laporta, indicando que el club "podría salir de esa quiebra" en la que se encuentra ahora mismo.

En la primera votación, la venta de una participación minoritaria de BLM, 568 socios (84,6 %) votaron a favor, 65 en contra y 13 en blanco. Y en la segunda, correspondiente a los derechos de televisión, también obtuvo la junta de Laporta un apoyo masivo entre los 586 compromisarios que ejercieron su derecho: 494 (84,3 %) votos a favor, 62 en contra y 13 en blanco.

"No tenemos dinero para fichar. Debemos sacar, como mínimo, 600 millones de euros. Claro que no nos gustaría hacerlo, pero no podemos tocar el violín mientras la casa se está quemando"

Laporta, presidente del Barça

En ese sentido, el presidente recordó que la venta del 49,9% de BLM es un acuerdo muy ventajoso porque el pacto de Josep Maria Bartomeu por la venta de Barça Corporate era por 200 millones, pero "incluía cuatro compañías: BLM, Barça Studios, Academias y Barça Innovation Hub".

En la quinta asamblea en menos de un año, los socios hicieron un acto de fe con Laporta y su directiva, obligados a "vender activos" para no cerrar el curso este 30 de junio con pérdidas, que sería el cuarto consecutivo. Pero ahora, arropado por la respuesta de los compromisarios, el dirigente ya puede desplegar su plan financiero. "Las dos palancas eran necesarias", sostenía Laporta.

"Esto nos permitirá sanear la economía en un momento de máxima dificultad y nos hará crecer en nuestras líneas de negocio", ha dicho el presidente azulgrana, feliz por disponer de sus "palancas", dejando en todo momento la puerta abierta "para recomprar" dentro de este mismo mandato los porcentajes ahora vendidos.

Cuatro ofertas por BLM

"Las ofertas son de entre 200 y 300 millones. Nosotros valoramos BLM en 700 millones", ha dicho Laporta en referencia a la venta del 49,9% de la empresa de retail que comericaliza y gestiona todos los productos licenciados del club. "Ahora mismo hemos cobrado 55 millones por esta temporada y la siguiente será de 110, por lo que la entrada de ese socio nos aportará vitaminas para correr".

Laporta, en su discurso a los compromisarios en el Auditori 1899 del Camp Nou.

/ FCBARCELONA

"Las ofertas por el 49,9% de BLM son entre 200 y 300 millones. Nosotros valoramos la empresa en 700 millones"

Laporta, presidente del Barça

El Barça, como recordó Laporta, tiene "cuatro ofertas" sobre la mesa. "Estamos negociando con ellos, ajustando dentro de la sociedad qué activos formarán parte y el inversor dispondrá del 49,9% si paga entre 200 y 300 millones. Si no también no lo podemos hacer", ha reconocido el dirigente, quien cree que "en breve" se anunciará el acuerdo con el postor elegido.

"Nos encontramos un coche de Fórmula 1, sin gasolina y con el motor gripado"

Laporta, presidente del Barça

Un plan de supervivencia para amortiguar tan dramática situación. "Ahora haré un símil distinto. Nos encontramos un coche de Fórmula 1, sin gasolina y con el motor gripado", ha revelado el presidente del Barça, quien luego explicó que con las primeras medidas adoptadas "logramos arrancar el coche, pero no rodaba". 

No se contempla bajo ningún concepto la conversión en Sociedad Anónima Deportiva (SAD). "Mientras yo sea presidente, el Barça seguirá siendo de las socios y socios. Trabajamos para preservar esa propiedad", ha recalcado el dirigente, indicando que el club "podrá hacer las inversiones necesarias para que nuestros equipos sean más competitivos".

"Mientras yo sea presidente, el Barça seguirá siendo de las socios y socios. Trabajamos para preservar esa propiedad"

Laporta, presidente del Barça

En ese sentido, Laporta, y "siguiendo el símil del coche", ha adelantado que una vez aprobadas las "palancas financieras permitiría entonces ir a boxes y luego entrar en la pista". El Barça quiere seguir siendo fuerte para "competir contra clubs-Estado" porque dispone de la energía necesaria "sin perder nuestra independencia y sin perder nuestro modelo de propiedad y de gobernanza".

"Buscar fondos positivos"

En ese discurso rogó a los compromisarios que le tendieran su voto como un acto de fe. Y lo consiguió. Había al inicio 636 socios y socias de los 4.478 convocados. O sea, un 14%. Luego fueron 830 y en la votación de la venta de BLM participaron 671.

Todo para conseguir "los fondos propios en positivo" porque el Barça tiene ahora, como recordó Laporta, "500 millones en fondos negativos". El dinero paliará ese desfase y generará caja para abordar los fichajes que necesita el primer equipo.

"No quiero mirar atrás, quiero mirar hacia adelante. Quiero dar beneficios en esta temporada después de estar ya tres años con pérdidas. Hemos venido a sanear la economía del Barça en el menor tiempo posible y sin poner en peligro el futuro del club. Lo haremos nosotros mismos, sin acudir a otras operaciones porque nos querían tener tutelados y controlados", ha indicado Laporta, aludiendo a la firma del convenio con CVC con el que presiona La Liga.

"No le pediremos ninguna derrama a ustedes porque no tienen ninguna culpa de lo que se ha hecho antes. ¡Ninguna culpa", ha precisado el presidente dirigiéndose a los compromisarios, tras recalcar que en ambas operaciones (la venta del 49,9% de BLM y del 25% de los derechos televisivos en los próximos 25 años) son imprescindibles. Justo antes de acabar su discurso inicial, que duró 15 minutos, elevó Laporta el tono. "Ni con todo el dinero del mundo nadie conseguirá comprarnos nuestras esencias y nuestra historia". 

Luego, el presidente, ya respondiendo a los compromisarios que dejaron sus preguntas por vía telemática, indicó que "hay un plan de negocio para que en los próximos seis años se lleguen a los 1.200 millones de euros" de ingresos. Además, Laporta ha subrayado que espera obtener "200 millones por el 10% de los derechos de televisión". Por lo que al venderse el 25%, el club confía en obtener un total de 400 millones. Como mínimo.

En ese aspecto, el dirigente ha recordado que el Barça ha recaudado esta temporada "165 millones por los derechos de televisión de la Liga". El club valora en 200 millones cada tramo de 10% de esos derechos, que serían por un máximo de 25 años. Siempre habría una opción de recompra de los derechos para recuperarlos. Laporta apuntó que la propuesta de CVC que apoya La Liga supone cederlos por 50 años.

Noticias relacionadas

Maneja la directiva, según explicó Eduard Romeu, vicepresidente económico azulgrana, varias "propuestas" de inversores dispuestos a comprar hasta el 25% de los derechos de televisión. "Es imprescindible cerrar este ejercicio 21-22 sin pérdidas", ha dicho el dirigente insistiendo en la necesidad de acabar con beneficios. "Y esta palanca, por usar esta palabra, es la que más nos acerca porque es la que más propuestas tiene".

En ese aspecto, Laporta ha confesado que "en un 90%" tienen avanzadas las negociaciones con un inversor por el "10% de los derechos de televisión", lo que permitiría al Barça cerrar este ejercicio económico con beneficios, el primero en cuatro años.