ENTREVISTA EN EL DIARIO SPORT

Koeman: "Sí, claro que quiero renovar por el Barça"

El técnico holandés desea pilotar "esta nueva generación de jugadores" tras "el palo" de haber perdido a Messi

Koeman gesticula durante la entrevista.

Koeman gesticula durante la entrevista. / Javi Ferrandiz

9
Se lee en minutos
El Periódico

Está preparado para todo. Y ha vivido de todo. Nada, sin embargo, asusta a Ronald Koeman, encargado de pilotar la reconstrucción del Barça sin Messi, una tarea titánica porque el club, además, no tiene un euro, obligado a desprenderse de piezas capitales en el plano deportivo. Lo primero es la economía, como bien sabe el técnico azulgrana, a quien el presidente Joan Laporta le ofreció una renovación condicionada a resultados e insertar en el equipo a piezas como Umtiti y Riqui Puig, que ahora son marginales. “Sí, claro que quiero renovar con el Barça”, le confesó Koeman a Toni Frieros en una entrevista concedida al diario Sport.

“Por encima de todo me considero un hombre de club, aunque, eso sí, lo que está ocurriendo en el Barça en los últimos tiempos es algo muy especial. ¡A mí me ha pasado de todo!”, confiesa Koeman. No le falta razón.

Del burofax a la "putada"

“El primer día que llegué Messi se quería ir, con el famoso burofax; después la delicada situación económica del club, también la moción de censura y la dimisión de Bartomeu y la junta. Muchos problemas. No ha sido fácil. Un ejemplo de que quiero ayudar al club ha sido la decisión tomada con Emerson”, argumentó el técnico, indicando que le comentó al “club que si es un dinero importante el que se puede ganar, se puede vender a Emerson porque tenemos a Dest, Mingueza e incluso Sergi Roberto”. Pudo decir que se quedara el lateral brasileño, pero no lo hizo. 

Ronald Koeman posa en la ciudad deportiva del Barça.

/ Javi Ferrandiz

"¡Me ha pasado de todo! El primer día que llegué, Messi se quería ir. Y ahora lo de Griezmann, el último día. Soy hombre de club"

Y lo mismo con Griezmann. “Sí, ha sido lo mismo, pero con el agravante de que pasó el último día, sin tiempo prácticamente a encontrar una solución. Fue una putada. Griezmann tenía un gran contrato y si se salía iba a ayudar a mejorar la situación económica del club. Por eso accedí a su salida”, indicó el entrenador, admitiendo que desde “principio de agosto” había hablado con Luuk de Jong, un delantero low cost. “Quería un delantero diferente a lo que tenía y pensé en él porque le conozco muy bien. De hecho me preguntaba cómo es posible que el Barça no tuviera nunca a un delantero como Luuk”, añadió.

Tan convencido está de que era necesario su fichaje que no duda de lo que puede aportar el exdelantero del Sevilla. “Nos va a dar muchas variantes, sobre todo potencial en el juego aéreo, tanto en faltas laterales como en saques de esquina. Con él puedes hacer un fútbol más directo. Estoy muy contento con su fichaje”, afirmó.

Contento está también porque Laporta apareció en Esport 3 para mostrarle su apoyo, asumiendo lo complicado de la misión que le aguarda por delante. “Hay momentos duros y difíciles en los que llegas a pensarlo por un instante, pero al final siempre hay que ver las cosas positivas. Y entonces me digo a mí mismo: "Ronald, esto está jodido, pero hay que darle la vuelta y superar las dificultades. Hay que saber pasar página de perder al mejor jugador del mundo, Leo Messi, los lesionados, los problemas económicos. Entonces lo convierto en un reto y eso me motiva más todavía. Al final, lo que para mí cuenta es la pasión y el amor que siento por el Barça y por mi trabajo”, aseguró, por mucho que Laporta le planteara este pasado verano dudas sobre su continuidad. “Sí, es verdad. No hay que volver al pasado, pero sí recordar que estuve cabreado y dolido porque entonces pensé que se me estaba faltando al respeto”.

"En el pasado me molestaron algunas cosas de Laporta, estuve cabreado y dolido. Ahora le agradezco su apoyo y que deje las cosas claras"

Koeman comparte sus reflexiones.

/ Javi Ferrandiz

Una sensación que volvió a vivir estos últimos días hasta que escuchó a Laporta en la tele. “Las escuché y me parecieron perfectas. Creo que tiene que ser así. Todo el mundo sabe que el futuro de un entrenador depende siempre de los resultados, pero Laporta estuvo muy bien y fue importante que aprovechara esa entrevista para dejar las cosas claras, como son. Si hay dudas por parte del club sobre su entrenador, vamos mal, porque entonces al entrenador, desde fuera, no se le ve fuerte ni respaldado. Yo sí me siento un entrenador muy fuerte mentalmente”, sostuvo el neerlandés. “A mí me da igual lo que pueda pasar en el futuro. Estoy muy tranquilo en ese aspecto. Sin embargo, agradezco el apoyo público que me dio Laporta el lunes, porque hasta ese momento mucha gente tenía dudas. Ahora creo que ha quedado todo muy claro”.

Tan claro que no le molesta que el presidente hable de fútbol. Pero pide algo. “A mí me gusta mucho que el presidente hable de fútbol conmigo y me comente cosas, que muestre interés. Eso sí, que esas conversaciones queden entre nosotros, no que luego sean públicas”.

“A mí me gusta mucho que el presidente hable de fútbol conmigo. Eso sí, que esas conversaciones queden entre nosotros, no que luego sean públicas”

Koeman escucha una pregunta.

/ Javi Ferrandiz

"Hay que recordar que incluso Cruyff no siempre jugó con el 4-3-3. Si creo que debemos volver al 3-5-2, lo haré"

Sin imposiciones

No quiere que nadie le imponga nada. Ni siquiera el presidente, que ha sugerido los nombres de Riqui Puig y Umtiti, convencido como está de poder pilotar la reconstrucción del Barça. “Sí, claro, estoy abierto a renovar. Me hace mucha ilusión seguir como entrenador del Barça durante muchos años, a pesar de los momentos complicados que hay en el club hoy en día, pero creo que gracias a nuestras decisiones, entrenador y staff técnico, el Barça tiene jugadores jóvenes (Pedri, Fati, Gavi, etc...) con un futuro inmediato enorme y  ojalá dentro de tres, cuatro o cinco años yo pueda seguir siendo su entrenador”, ha dicho Koeman.

Y ya en el análisis individual recordó que a Umtiti, tras su grave lesión, “le ha costado mucho volver físicamente a su nivel”, por lo que no ha querido anunciarle que tendrá mucha competencia. “Él tiene que saber que en la plantilla hay varios centrales, él además es zurdo, y la competencia es muy grande. De verdad, yo no tengo nada contra Umtiti ni contra nadie. Si un jugador, se llame como se llame, me demuestra en los entrenamientos, con su actitud y calidad que merece jugar, jugará. Para mí la meritocracia es esencial en un deporte colectivo”.

Nada contra Riqui Puig

Idéntico mensaje quiso trasladar a Riqui Puig. “No tengo nada en contra de él. ¡En absoluto!¡ ¡No! Nosotros hemos hablado con Riqui muchas veces, en los entrenamientos, analizando lo que debe mejorar para tener más oportunidades. Hay gente que está buscando cosas para enfrentarnos, pero la verdad solo es una: yo quiero ganar, los jugadores quieres ganar, el club quiere ganar, la afición quiere ganar y yo siempre pondré en el campo a los mejores. Si ganamos seré buen entrenador. Si perdemos, soy un desastre. Lo acepto. Esto es así. Al menos, que me dejen tomar las decisiones que creo que debo tomar”.

"Si ganamos seré buen entrenador. Si perdemos, soy un desastre. Lo acepto. Esto es así. Al menos, que me dejen tomar las decisiones que creo que debo tomar"

Y esas decisiones están condicionadas por ausencias muy importantes. No está Ansu Fati aún. “Le conozco muy bien y sé lo que nos puede dar. De todos modos no hay que correr con él y sí aplicar la filosofía de 'riesgo cero'. Ha estado mucho tiempo parado y no hay prisa. Todavía queda mucho por hacer. Lo mismo sirve para Coutinho”, comentó confiado en que el exjugador del Liverpool aporte mucho más a partir de ahora al equipo. “¡Por supuesto que es recuperable! Todavía hoy estoy cien por cien convencido de que es un jugador con nivel para triunfar en el Barça. A mí me gusta mucho. La última lesión fue un golpe muy fuerte para él y tiene que recuperarse bien tanto física como mentalmente para volver más fuerte que nunca”, afirmó.

“¡Por supuesto que Coutinho es recuperable! Estoy 100% convencido de que es un jugador con nivel para triunfar en el Barça"

Le falta recuperar a Ansu. También a Coutinho. Y, por supuesto, a Dembélé. “Primero, que renueve su contrato, porque es su último año y para el club es importante que renueve. Dembélé es un jugador muy muy bueno si está físicamente bien. Tiene un gran uno contra uno y mucha velocidad y puede jugar en ambas bandas. Cuando se recupere va a ser un futbolista vital para el equipo”.

Con ellos, el ataque del Barça será distinto, por mucho que el recuerdo de Messi lo eclipse todo. “Fue un palo muy fuerte. Toda la planificación de la temporada estaba hecha con él en el equipo. Leo, además, después de lo ocurrido la temporada pasada con el burofax, estaba super motivado, a un nivel muy alto y claro, perder al mejor del mundo así es algo que duele y te afecta. No se fue solo Messi, se fue un símbolo de este club”, confesó Koeman, quien reclama que Frenkie de Jong siga dando pasos hacia adelante.

Memphis celebra su gol en San Mamés.

/ EP

Memphis, esencial

Noticias relacionadas

“Por su calidad tiene que ser un jugador esencial para nosotros. Le he pedido más llegada al área rival. Tiene que aportar más goles. Todos, en general, tienen que hacer más goles”, reclamó el entrenador, feliz por la inmediata adaptación de Memphis al estilo del Barça. “Tiene una cosa esencial para poder triunfar en el Barça: personalidad y carácter. Él tiene cosas diferentes y está muy motivado por este reto”.

Y todos bajo una misma idea táctica, que no siempre será el 4-3-3, la doctrina cruyffista. “Este tema da mucha literatura, pero hay que recordar que incluso Cruyff no siempre jugó con un 4-3-3. En mi época llegamos a jugar solo con tres defensas, incluso conmigo de pivote en medio... Solo voy a decir una cosa: el entrenador que no quiera o no sepa adaptar su sistema de juego de forma puntual a una necesidad o un problema, mal va... El Barça que mejor ha jugado a fútbol conmigo en el banquillo, el más efectivo, el que menos goles ha recibido, ha sido cuando jugamos con defensa de tres hombres. Ahí están los datos para demostrarlo. Seguiré apostando por el 4-3-3, pero si creo que debemos volver al 3-5-2, lo haré... Siempre pensando en lo mejor para el equipo”.