27 sep 2020

Ir a contenido

la cita de lisboa

Los duelos del Barça-Bayern

Ter Stegen y Neuer representan el gran pulso entre los únicos campeones de Euroopa en liza

Joan Domènech

Los jugadores del Bayern celebran la conquista del título en el partido de Bremen.

Los jugadores del Bayern celebran la conquista del título en el partido de Bremen. / MARTIN MEISSNER (AP)

TER STEGEN-NEUER

Rivalidad manifiesta en la portería

Ter Stegen lleva años reclamando la plaza titular en la selección alemana. Su enfado fue especialmente virulento antes del Mundial de Rusia (2018), cuando fue suplente pese a que Manuel Neuer no había jugado en toda la temporada por lesión. Ter Stegen fue titular en la Copa Confederaciones en el 2017 por ese motivo. "Entiendo su decepción, pero es la situación"», dijo Neuer entonces. Todavía hoy es el número 1 de Joachim Löw.

La rivalidad entre los dos mejores metas de Alemania es manifiesta. La cultivan ellos con su ego y sus buenas actuaciones y las fomentan los demás. "Neuer es de talla mundial y Ter Stegen aún está en camino de serlo", dijo Karl Heinz RummeniGge, ejecutivo, claro, del Bayern antes de volar a Lisboa. Uli Hoeness amenazó en su día con negar jugadores a la selección si se producía el relevo. Neuer tiene 34 años, Ter Stegen, 28. No le queda otra que seguir esperando.

SERGI ROBERTO-KIMMICH

La utilidad de dos valiosos comodines

Los dos centrocampistas de formación, pero son socorristas en el lateral derecho en la necesidad. Es la primera similitud entre dos valiosos comodines. Kimmich (25 años) jugará de defensa por la lesión de Pavard, aunque Flick le prefiere de mediocentro, demarcación en la que jugaba cuando el Bayern le fichó del Leipzig, el rival del Atlético, por entonces en Tercera División. Sergi Roberto lo hará si Setién le prefiere antes que a Semedo para disponer de mayor seguridad en el trato de la pelota y una salida potente desde atrás.

"Es importante tener el balón para defendernos menos tiempo sin él", confesó Setién, insinuando la necesidad de asegurar la posesión de la pelota. Kimmich es uno de los indiscutibles en el Bayern y en la selección; el puesto de Sergi Roberto es inexistente en España pero importante en el Barça. Es el componente de la plantilla que ha jugado en más demarcaciones.

VIDAL-THIAGO

La pieza para completar las carencias

El Bayern fichó a Thiago Alcántara en el 2013 (24 millones más 1 que debía ser un partido amistoso) porque necesitaba fútbol, criterio, pase. Eso creía Pep Guardiola. Arturo Vidal hizo el camino inverso: de Múnich a Barcelona enel 2018 (19 millones más 3 en variables) porque Ernesto Valverde echaba en falta en el Barça alguien que aportara garra, presión, llegada.

Flick pide a Thiago algo más de rigor defensivo y mayor agresividad; Setién preferiría que Vidal tuviera mayor sentido colectivo en el entramado de pases. Thiago era interior y en el Bayern ejerce de mediocentro, con obligaciones posicionales que le impiden ir alegremente al ataque. Vidal es interior y a veces Setién le ha utilizado de mediapunta. 

Thiago cree haber cumplido una etapa en Múnich y está a punto de marcharse al Liverpool; Vidal desea quedarse en el Barça si tiene garantizada la condición de titular.