02 jun 2020

Ir a contenido

EL GOLEADOR MÁS JOVEN DEL BARÇA

Ansu Fati: "Cuando miré, pensé: '¡Osti, ha entrado!'"

El juvenil, de 16 años y 304 días, se convierte en el goleador más joven de la historia del Barça en la Liga

El delantero, con su prodigioso cabezazo a Osasuna, supera en el ranking de los más precoces a Bojan y Messi

Marcos López

Ansu Fati celebra su gol a Osasuna, que le convierte en el goleador más joven de la historia del Barça.

Ansu Fati celebra su gol a Osasuna, que le convierte en el goleador más joven de la historia del Barça. / AFP / ANDER GILLENEA

Cuando centró Carles Pérez, un extremo zurdo pegado a la banda derecha, Ansu Fati abandonó la posición del ataque del Barça en la que debía estar. De pronto, se convirtió en un viejo delantero centro. De esos que llevan toda la vida ejerciendo el oficio, sabuesos de pelotas que vuelan, sin importarle que haya centrales experimentados, con horas en Primera.

El azulgrana es el tercero tras Olinga, del Málaga (16 años y 98 días), y Muniaín, del Athletic (16 años y 209 días)

Entonces, Ansu Fati, un adolescente de 16 años, a quien recurrió Valverde para solucionar la caótica primera mitad, tomó prestado el disfraz de goleador para firmar un cabezazo imponente. Un gol que pasa directamente a los libros de historia de la Liga (es el tercero más joven tras Fabrice Olinga, el delantero camerunés del Málaga, con 16 años y 98 días, e Iker Muniaín, el extremo del Athletic, con 16 años y 209 días).

Pero Ansu Fati, un juvenil que ni ha jugado en el Barça B, emergió poderoso en el centro del área de Osasuna para girar con inteligencia el cuello dibujando un hermoso tanto, el más joven de la historia del club azulgrana. Con 16 años y 304 este joven delantero, que debía estar en el Juvenil A con Víctor Valdés, se ha colocado el primero en ese ranking de precocidad.

"Dios, no puede ser"


Ni siquiera Ansu, la alegría del verano azulgrana enredado en el tormentoso y, de momento, infructuoso retorno de Neymar, entendía lo que había pasado en El Sadar. "Dios, no puede ser", se decía a sí mismo el delantero tras conseguir el 1-1 tras una asistencia de Carles Pérez. Pues, sí podía ser. Podía ser que Ansu Fati superara a Bojan en esa lista de privilegiados.

El actual delantero del Montreal Impact, de la MLS norteamericana, felicitó al nuevo dueño de su récord después de él lo consiguiera con 17 años y 53 días. Messi, que domina en casi todos récords del universo culé, queda ahora tercero tras marcar su primer tanto con 17 años y 331 días.

"No, no sabía que era el más joven. Es un honor", decía despúes un tímido Ansu a los micrófonos de Barça TV relatando como vivió la jugada que jamás olvidará. «No sabía que había entrado», dijo el delantero, sin sentirse intimidado por pertenecer a partir de ahora la historia del club. "Me he quedado sorprendido porque pensé que no entraba e balón. Y pensé: ‘Osti, ha entrado", contó Ansu Fati.

"Ojalá pueda metar muchos goles más con esta camiseta. Cada vez que me intenten dar esta posibilidad intentaré aprovecharla" (Ansu Fati)

"Ojalá pueda meter muchos goles más con esta camiseta. Cada vez que me intenten dar esta posibilidad intentaré aprovecharla", añadió luego. Y no son solo atrevidas palabras de un adolescente descarado que no siente la presión del Camp Nou cuando debuta ante el Betis ni tampoco se agobia cuando aparece en el descanso para remontar un partido que el Barça tenía perdido tras una lamentable primera mitad. Es la asombrosa puesta en escena de un niño que no se asusta con nada.