Ir a contenido

LA PRETEMPORADA AZULGRANA

El Barça afronta un Gamper con morbo

El equipo se presenta este domingo ante el Arsenal con incertidumbre en torno al recibimiento del público

Coutinho y Griezmann, pitados en sus últimas apariciones en el Camp Nou, estarán bajo el foco

Raúl Paniagua

Griezmann, junto a Umtiti y Arthur, en un entrenamiento.

Griezmann, junto a Umtiti y Arthur, en un entrenamiento. / EFE / ALEJANDRO GARCÍA

En una época de auge de las giras exóticas y declive de los torneos veraniegos, el trofeo Joan Gamper irrumpe de nuevo en el calendario azulgrana. Cada vez cuesta más encontrar un hueco para la cita que rinde homenaje al fundador del club, pero se mantiene la esencia de una jornada en la que se proclaman las primeras intenciones y deseos.

El Barça se presenta este domingo ante el Arsenal (20.00 h, TV3, La Sexta) en un Camp Nou con tres caras nuevas: Griezmann, Neto y De Jong. El astro francés tendrá el primer contacto con la afición culé, que en abril le pitó como jugador del Atlético. También habrá veredicto para los protagonistas del curso pasado, marcado nuevamente por el éxito en la Liga y la debacle europea.

Muchos turistas

Ubicado en plenas vacaciones, es habitual la presencia de muchos turistas en el Gamper, lo que dificulta un diagnóstico exacto del sentimiento de la afición culé. En esta ocasión, al menos, el trofeo vuelve al fin de semana. El año pasado, por ejemplo, se celebró el miércoles 15 de agosto con el Boca Júniors (3-0) como invitado en una cálida tarde con 70.089 espectadores. 

«La gente tiene ganas de fútbol y de ver caras nuevas. Esperamos que sea una fiesta» (Valverde)

Al Barça le espera hoy un rival exigente y más rodado en la 54ª edición de su trofeo. La Premier empieza la próxima semana y el conjunto de Unai Emery supondrá una dura prueba para un equipo que ya perdió en su estreno de pretemporada en Japón ante el Chelsea (1-2). Después venció al Vissel Kobe (2-0) y ahora aguarda a otro cuadro londinenense.  

Despedida volcánica 

Pero más allá del partido el morbo estará en el recibimiento de la afición a sus jugadores. La última aparición del equipo en el Camp Nou fue el 12 de mayo ante el Getafe. Cinco días después del batacazo en Liverpool, el público centró sus iras en Coutinho, que fue pitado sin compasión. La música de viento alcanzó, incluso, a Busquets con Messi como ídolo indiscutible.

Tres meses después han cambiado algunas cosas. Malcom, titular en aquel choque en lugar del lesionado Suárez, puso rumbo a Rusia esta semana, uniéndose a la salida de compañeros como Cillessen, Denis Suárez, Vermaelen, Murillo y Boateng. Los movimientos, en cambio, no han afectado al banquillo. Ernesto Valverde, cada vez más cuestionado por la afición, afronta su tercer proyecto con tres fichajes sellados y uno a punto de hacerse realidad, el del carrilero Junior Firpo.

El discurso de Leo

La idea del técnico es viajar este lunes con toda la plantilla a la gira de EEUU, en la que habrá dos amistosos contra el Nápoles, el miércoles en Miami (madrugada del jueves en España) y el sábado en Michigan. «Tenemos ganas de tomar contacto con nuestro estadio y nuestra afición. En el Gamper siempre hay muy buen ambiente. La gente tiene ganas de fútbol y de ver caras nuevas. Esperamos que sea una fiesta», reflexionó Valverde.

Valverde, en un entrenamiento de esta semana / ALEJANDRO GARCÍA (EFE)

A las 19.20 horas dará comienzo la presentación de la primera plantilla. Se espera con expectación el discurso de Messi, que se estrenó como capitán el curso pasado con un mensaje directo y motivador. El astro argentino asumió entonces el reto de conquistar una Champions que se escapa desde el 2015. Esa «Copa tan linda» volverá a ser la protagonista. 

Visita de Bartomeu

El astro llegó este sábado por la mañana a Barcelona procedente de Ibiza. Horas antes conoció la sanción de la Conmebol, que le castigó con tres meses de suspensión para los partidos oficiales y amistosos de su selección por las polémicas declaraciones en las que se refería a la «corrupción» que rodeaba a la Copa América. El castigo no le afectará en la clasificación para el Mundial de Qatar, ya que comienza en marzo.

El presidente Josep Maria Bartomeu, que vaticinó «un año histórico» hace justo un año, visitó este sábado a los jugadores en la parte final del entrenamiento y este domingo le tocará convencer a una afición dolida por los tropiezos europeos que han ensombrecido los títulos de Liga. El dirigente asistirá al Congreso Mundial de Peñas, que celebra su 40ª edición en el Palau de Congressos de Catalunya.