Ir a contenido

NUEVE PUNTOS DE NUEVE

Valverde: "Ser líderes por goles es relativo"

El técnico solo hizo jugar a los nuevos fichajes con el partido ya liquidado ante el Huesca

Marcos López

Valverde, en un momento del Barça-Huesca en el Camp Nou.

Valverde, en un momento del Barça-Huesca en el Camp Nou. / REUTERS / ALBERT GEA

Valverde suele ser un hombre de tradiciones. No le gusta innovar demasiado. Y menos ahora que está empezando la Liga. Acostumbrado como está a ser coherente con su idea, el técnico no tocó nada en el Barça. Apostó por el mismo once con el que ganó sufriendo en el patatal del Nuevo José Zorrilla.

Apostó el ‘Txingurri’ por la base de la pasada temporada, excepto Iniesta, claro. Y con Coutinho, por supuesto, agarrado, además, a la idea táctica del 4-3-3, algo que no solía usar en el curso pasado. ¿Los fichajes? De momento, en el banquillo. Solo aparecieron Lenglet, Arturo Vidal y Arthur con el partido ya liquidado.

Con los deberes hechos

"Ser líderes por goles es relativo", comenzó diciendo el técnico azulgrana, feliz porque el equipo ha completado un inicio perfecto: tres partidos, tres victorias, nueve puntos de nueve en juego. O sea, cien por cien. De ahí quizá que Valverde no quisiera tocar nada en su estructura inicial consciente de que quería llegar al parón de la Liga con todos los deberes hechos.

"Hemos hecho muchísimo en ataque, hemos hecho 8 goles producto del juego" (Valverde)

"Hemos hecho muchísimo en ataque", recordó el entrenador azulgrana, asumiendo que "tendrá que analizar" los despistes en los dos goles del Huesca por desequlibrios defensivos. "Pero hemos hecho ocho goles producto del juego y de las ocasiones que hemos generado", contó Valverde, orgulloso de que el Barcelona se desatara, especialmente en la segunda parte. Acabó, eso sí, los 90 minutos firmando 31 remates, 15 de ellos a puerta.

El Barça se desató en ataque firmando 31 remates, 15 de ellos a puerta

"Hemos tenido intención y paciencia para empujarles contra su área y darle la vuelta al partido", recalcó el técnico extremeño, feliz porque el Barça supo sobreponerse a ese tanto inicial del Huesca. "A nadie le gusta empezar un partido con 0-1". Ni a él ni al Barça que remontó en un espectacular inicio de la segunda mitad aplastando al valiente Huesca.

Lo que no tiene aún interiorizado Valverde es el VAR. "Lo miro con incertidumbre, preguntándole al cuarto árbitro que está pasando, te toca celebrar el gol con retardo, ¡qué le vamos a hacer!", admitió el entrenador del Barça. Peor lo lleva Suárez. "Después de lo del VAR ya no te dan ganas ni de celebrar el gol. Te entra la duda y se te quita la sensación de adrenalina. Eso lo quita el VAR", contó el uruguayo que se reencontró con el gol.

"Con el VAR ya no te dan ganas ni de celebrar el gol. Te entra la duda y se te quita la sensación de adrenalina" (Luis Suárez)

Valverde, por otra parte, reveló que ya había hablado con Piqué después de que la Guardia Urbana lo descubriera conduciendo sin puntos. "Sí, he hablado con él y no creo que le puedan afectar este tipo de situaciones. Es un jugador que está en boca de todos, muchas veces sin quererlo. Es algo que va a sobrellevar de la mejor manera. No tengo la más mínima duda".

           

0 Comentarios
cargando