Ir a contenido

Bravo, traspasado al City por 18 millones más 2 en variables

El Barça comunica la venta del portero chileno tras oficializar el fichaje de Cillessen

Claudio Bravo, en el último partido con el Barça, el pasado domingo en el Camp Nou.

Claudio Bravo, en el último partido con el Barça, el pasado domingo en el Camp Nou. / JORDI COTRINA

Claudio Bravo ya es portero del Manchester City. El Barça ha anunciado el traspaso del meta chileno, de 33 años, que llega al equipo de Guardiola a cambio de 18 millones más otros dos en variables, según especifica el Barça. Bravo llegó hace dos temporadas al Camp Nou procedente de la Real Sociedad, en una operación que al Barça le costó 12 millones. "Claudio es un portero fantástico y una excelente incorporación a nuestra plantilla", ha reconocido Guardiola, el técnico del City.

Por la mañana ha llegado Jasper Cillessen, el recambio de Bravo, y por la tarde se ha hecho oficial la marcha de Bravo, al que el City le doblará la ficha que tenía en el Barça, sabiendo además que será titular indiscutible porque es una petición expresa de Guardiola. 

Claudio Bravo

PORTERO DEL CITY

"No es fácil dejar un club como el Barcelona, pero la oportunidad de trabajar con Pep Guardiola era demasiado buena para rechazarla"

"No es fácil dejar un club como el Barcelona, donde pasé dos fantásticos años, pero la oportunidad de trabajar con Pep Guardiola era demasiado buena para rechazarla", ha declarado el meta chileno a los medios oficiales del City.

Bravo ha sido titular indiscutible en la Liga en sus dos temporadas en el club azulgrana pero no ha jugado ni un solo minuto de la Champions ni de la Copa, ya que estas competiciones eran para Ter Stegen.

En una carta que ha hecho pública a través de su cuenta de Twitter, Bravo ha querido agradecer "el trato recibido del cuerpo técnico del Barcelona" recalcando que se ha sentido como "en casa" además de recordar que "siempre llevaré al Barça en mi corazón".

Bravo ha precisado que "en el deporte no siempre confluyen los intereses de todas las partes hacia un mismo camino y ahora emprendo otro con ilusión y esperanza de éxitos".

Finalmente, la pugna por la titularidad con el portero alemán ha propiciado la marcha del chileno, que ha ganado ocho títulos en el Barça, disputando un total de 75 partidos oficiales en los que ha encajado 43 goles.