Ir a contenido

El Barça sucumbe también en la Liga ACB

El equipo azulgrana cae en la prórroga en la pista del Unicaja (95-89)

EL PERIÓDICO / BARCELONA

Oleson, ante Smith, en el Unicaja-Barça.

Oleson, ante Smith, en el Unicaja-Barça. / EFE / JORGE ZAPATA

El Barça ha trasladado sus males de la Euroliga a la competición doméstica y ha sumado su segunda derrota en la Liga ACB, en este caso en la pista del Unicaja (95-89). Se trata de la segunda derrota del equipo azulgrana en la liga, a añadir a las tres consecutivas cosechados en el torneo continental. Las ausencias, el recargado calendario y, en el caso de Málaga, un más que dudoso arbitraje, han sentenciado este domingo al equipo azulgrana, que pese a ir todo el encuentro a remolque se había adelantado con su máxima ventaja de cuatro puntos a solo 19 segundos del final (73-77). Los fallos en los tiros libres de Claver y Perperoglou ha abierto la puerta al Unicaja, que en la última décima de segundo se ha encontrado con tres tiros libres (en una decisión arbitral muy discutible, ya que Fogg no había armado el brazo para tirar) que el base malaguista no ha desaprovechado para forzar la prórroga (78-78).

Una vez en ella, sin Rice, Vezenkov y Dorsey (eliminados por cinco faltas personales), el equipo de Georgios Bartzokas ya no ha podido plantar cara y ha sucumbido con un parcial de 17-11. La entrada de Holmes por el convaleciente Doellman (sobraba un jugador extracomunitario) no ha dado resultado y el conjunto azulgrana ha seguido pagando las bajas de los lesionados Ribas, Navarro y Lawal. 

DERROTAS DE MANRESA Y JOVENTUT

Los otros dos equipos catalanes tampoco han podido aspirar a la victoria. El ICL Manresa, colista, ha sucumbido con claridad en la pista del líder, el Real Madrid (96-70) en un encunetro con muchos incidentes. Reyes se ha lesionado en el tobillo en la primera jugada, Auda también antes del minutos 5 y Nocioni se ha visto excluido del partido por dos técnicas consecutivas antes del descanso, al que se ha llegado con un ajustado 41-36. Pero un parcial de 33-15 en el tercer cuarto ha decantado definitivamente el marcador para el equipo blanco ante un Manresa con pocos argumentos, sobre todo ante un Sergio Llull pletórico que en cinco minutos de la reanudación ha anotado 12 de sus 24 puntos para sentenciar (ha hecho 37 de valoración). Por el Manresa los mejores anotadores han sido Cakarun Trapani, con 13 puntos cada uno.

En Miribilla, el RETAbet Bilbao Basket ha sido más sólido que el Divina Seguros Joventut, liderados por Scott Bamforth (18 puntos y 21 de valoración), Michael Eric (17, 6 rebotes y 18) e Ivan Buva (17, 7 y 19). Por la Penya han destacado Sergi Vidal (11 puntos y 20 de valoración), Albert Sàbat (10 y 15) y fases de Luka Bogdanovic (11) y Jerome Jordan (7 puntos). El Bilbao ha encadenado su tercera victoria seguida, entre Liga y Eurocopa, y el Joventut ha truncado su racha de tres triunfos consecutivos.