Ir a contenido

Las cuentas de Sáez

Luis Mendiola

No salgo de mi asombro con lo que me cuentan unos y otros sobre el escándalo que rodea a los números de la Federación Española de Baloncesto y a las las tarjetas de su presidente José Luis Sáez. Casi todo gira en torno a los gastos particulares supuestamente cargados al presupuesto federativo, que engloban viajes familiares, tíquets de restaurantes y regalos varios, muy en la línea de las tarjetas black de Cajamadrid y Bankia, que invitan al sonrojo. La suma se calcula en más de 64.000 euros.

En la posible malversación no se incluye solo a Sáez, ahora de baja médica en su casa de San Lúcar de Barrameda, y relevado, para muchos ya de forma definitiva, hasta las elecciones del verano. Se investiga también acerca de facturas particulares de su familia, sobre las que no pudo dar una explicación plausible el director económico de la misma, Luis Giménez, uno de sus cargos de confianza ante el Comité de Auditoría, Control y Seguimiento.

El CSD decidirá si pasa el tema a la fiscalía tras las alegaciones de la Federación

Ese fue el organismo que puso el tema en manos del CSD que ha pedido una auditoría complementaria. El escándalo destapado por El Mundo empezó a detectarse en las cuentas de los años 2013 y 2014, aunque las sospechas se extienden al inicio de su mandato.

Sáez ha convivido con las críticas por su sello personalista desde que asumió la presidencia en el 2004, al poco de arrancar la era de los chicos de oro, la de GasolNavarroReyes y compañía. También ha sido censurado, en ocasiones, por sus formas, entre el lujo y la opulencia. Pero quienes han trabajado codo con codo con él y alaban su dedicación y capacidad de trabajo, entienden que su falta, de confirmarse, solo puede entenderse desde una sensación de impunidad y no por la necesidad económica de uno de los federativos con un sueldo más alto: unos 180.000 euros, más dietas y gastos.

Algunas de las territoriales creen que el tema debería haber pasado a la fiscalía, algo que no se descarta, pero el CSD concedió un plazo de 10 días a la federación para sus alegaciones, en un sistema procesal que algunos cuestionan. El plazo vence en Sant Esteve. Será interesante ver qué dirección toma la denuncia.

Lo que parece poco probable es que el baloncesto español salga sin daño de esas «presuntas prácticas corruptas», según lo definió Miguel Cardenal, secretario de Estado para el Deporte, por mucho que técnicos y jugadores de la selección salieran al paso rápidamente para dejar claro su compromiso con los retos que se avecinan, sin una mención, por cierto, al presidente con el que parecían tener tanta sintonía.

EL RÉCORD DEL VALENCIA

No falló el Valencia de Pedro Martínez en Manresa, donde amplió su récord de victorias (21-0) para reforzar su liderato y tampoco lo hizo el Madrid, que sumó su 10º triunfo consecutivo en Andorra. Notas destacadas de una jornada que vivió la reacción del Estudiantes en Bilbao con 26 puntos de Jaime Fernández y la primera victoria del Retabet del recién llegado Porfi Fisac después de 11 jornadas.

José Luis Sáez, junto al secretario de Estado, Miguel Cardenal, el pasado mes de septiembre en Lille.

José Luis Sáez, junto al secretario de Estado, Miguel Cardenal, el pasado mes de septiembre en Lille. / EFE / JUAN CARLOS HIDALGO

0 Comentarios
cargando