Desalojo pendiente de los tribunales

Ocupación de 150 migrantes en Badalona: la Justicia avala al Ayuntamiento y da 10 días para el desalojo voluntario

La defensa de las personas que ocupan el recinto recorrerá la decisión judicial

Albiol reintenta una desocupación de 150 migrantes en Badalona tras tumbarla una jueza por no ofrecerles techo

Un plano cenital del antiguo instituto B-9 de Badalona, actualmente ocupado y en proceso de desalojo.

Un plano cenital del antiguo instituto B-9 de Badalona, actualmente ocupado y en proceso de desalojo. / Manu Mitru

Gerardo Santos

Gerardo Santos

Por qué confiar en El PeriódicoPor qué confiar en El Periódico Por qué confiar en El Periódico

El juzgado contencioso-administrativo número 11 de Barcelona ha desestimado la solicitud de suspensión cautelar de la resolución municipal para el desalojo del antiguo instituto B-9, donde hay unos 150 migrantes ocupando el espacio, de titularidad municipal.

La suspensión cautelar del desalojo, dictada por el Ayuntamiento de Badalona el pasado 6 de mayo, había sido solicitada por los abogados de los ocupas en su escrito de interposición de recurso contra la resolución municipal. El Ayuntamiento entiende que con la desestimación del recurso "se da un paso más para la recuperación del dominio de la propiedad de este edificio". Sin embargo, la defensa de los ocupas puede interponer un recurso de apelación, algo que acabará pasando, según ha publicado 'Badalona Comunicació'. El Ayuntamiento informa que estudiará ahora el acta judicial para establecer las siguientes medidas que permitan la desocupación.

El equipamiento, situado en el número 669 de la avenida Alfons XII, en el barrio del Remei, "se ha convertido en un foco de conflictos y de problemas de convivencia", asegura el consistorio en un comunicado, en la misma línea del parecer de la asociación de vecinos del barrio, muy críticos con la ocupación del antiguo centro educativo. "El Gobierno municipal ha explicado en reiteradas ocasiones que la inseguridad en los alrededores del B-9 es una queja constante de los vecinos y se producen continuamente intervenciones de la Guàrdia Urbana por avisos de los vecinos y por situaciones peligrosas, motivo por el cual hace meses que se ha reforzado la presencia policial".

El alcalde de Badalona, Xavier Garcia Albiol, ha declarado que "el Gobierno municipal dará la máxima celeridad a la desocupación de este edificio". Los planes del Ayuntamiento pasan por la construcción de una comisaría de la Guardia Urbana en la zona que ahora ocupan las antiguas dependencias educativas.