50 años en el barrio de Bufalà

Badalona abre una oficina para atender a los afectados por el posible cierre del Col·legi Boix

  • 275 alumnos se han quedado en un limbo y se verían obligados a buscar un centro alternativo en el que estudiar el próximo curso

Imagen de archivo de la fachada del Col·legi Boix de Badalona.

Imagen de archivo de la fachada del Col·legi Boix de Badalona. / GSV

1
Se lee en minutos
EFE

El Ayuntamiento de Badalona (Barcelonès) ha abierto una oficina de atención especial a las familias afectadas por el cierre Col·legi Boix, en vilo después de que el centro anunciara que no abrirá sus puertas en septiembre y de que la Generalitat rechazara autorizar esta decisión. La puesta en marcha de este servicio ha sido anunciada por el alcalde, Xavier García Albiol (PPC), quien ha mandado un mensaje de "tranquilidad" a las familias y les ha prometido que tienen la "garantía total y absoluta" de que encontrarán una plaza para sus hijos.

Según Albiol, "el Ayuntamiento y la Generalitat están trabajando de la mano para encontrar una solución a esta crisis escolar, que provoca mucha angustia a las familias" ya que "probablemente la escuela no vuelva a abrir", una situación que ha tachado de "excepcional" al ocurrir a menos de dos meses del inicio del próximo curso lectivo.

Tras reunirse con los padres, Albiol también ha aseverado que tratarán de encontrar una solución que implique "el menor conflicto logístico para las familias", es decir, que todas las plazas sean en la ciudad de Badalona y sin separar a hermanos: "Buscaremos alternativas lo más cercanas posibles".

Sin plazas en el barrio

Actualmente, el barrio de Bufalà, donde se encuentra el Col·legi Boix, no cuenta con suficientes plazas para absorber a los 275 alumnos que se quedarían sin clase, por lo que se están explorando diversas opciones, como ampliar nuevas líneas o ratios, medidas que se anunciarán a principios de la próxima semana.

La escuela anunció este miércoles 21 de julio la necesidad de cesar su actividad educativa tras más de 50 años, después de que el Departament d'Educació haya rechazado el concierto en Educación Infantil, lo que deja al centro con "un grave problema de financiación" y lo convierte en "económicamente inviable".

Noticias relacionadas

Sin embargo, la conselleria se ha negado a autorizar el cierre porque el centro tiene aprobado el concierto de toda la Primaria y la Secundaria y están explorando si existe la posibilidad de acordar un "cierre progresivo".

Más noticias de Badalona en la edición local de EL PERIÓDICO