27 feb 2020

Ir a contenido

A LA ESPERA DE LA MILITANCIA

La alcaldía de Badalona, pendiente de las bases de Guanyem y ERC

Ambas formaciones celebran este jueves por la noche asambleas para decidir si apoyan al PSC de Pastor o dejan gobernar a Albiol

Las negociaciones entre la candidatura de Sabater y los socialistas están en 'vía muerta' y no se prevé que haya nada resuelto hasta última hora

Manuel Arenas

Dolors Sabater, candidata de Guanyem-ERC, en la asamblea de la primera formación.

Dolors Sabater, candidata de Guanyem-ERC, en la asamblea de la primera formación. / ACN

A tan sólo dos días del Pleno de constitución del nuevo Ayuntamiento de Badalona (Barcelonès), todavía no está decidido quién será el próximo alcalde de la cuarta ciudad de Catalunya. Tras el veto del PSC (6 concejales) a la candidata de Guanyem Badalona En Comú-ERC (7 concejales), Dolor Sabater, la única opción que se perfila como viable para evitar que Xavier Garcia Albiol (PP) vuelva a gobernar por ser la lista más votada (11 concejales) es la del socialista Álex Pastor, que el pasado 26 de mayo consiguió pasar de 4 a 6 concejales.

Como ya se vislumbraba durante estas últimas dos semanas, la incógnita se mantendrá hasta última hora y dependerá, en buena medida, de lo que decidan las bases de Guanyem Badalona y ERC por separado pero con resultados previsiblemente similares en las respectivas asambleas convocadas este jueves noche.

En esencia, la decisión que votará la militancia de ambas formaciones es si continúan apoyando votar en la investidura del sábado a su propia candidata, Dolors Sabater, escenario en el que sería alcalde Albiol porque el PSC no la secundaría, o si cambian de rumbo y optan por entregar la alcaldía al socialista Pastor como mal menor a Albiol. 

Negociaciones en 'vía muerta' entre PSC y Guanyem-ERC

La militancia de Badalona en Comú (2 concejales), por su parte, ya decidió en asamblea hace unos días que los 'comuns' votarían tanto a Pastor como a Sabater en caso de mediar un pacto entre las tres formaciones para alcanzar la mayoría absoluta del Pleno -compuesto por 27 regidores- y sumar así más que Albiol. En caso de que los de Sabater acabaran apoyando en investidura a Pastor, los 'comuns' estarían dispuestos a entrar en un gobierno en minoría junto con los socialistas, una suma de colores que podría repetirse en Barcelona.

A pesar de que la contundencia socialista y el rechazo independentista a Albiol esbozaban puntos de encuentro para hacer alcalde a Álex Pastor, minutos antes de las asambleas fuentes tanto de Guanyem como de ERC no descartaban que sus bases pudieran acabar accionando el 'botón nuclear' de no ceder los 7 votos al PSC y entregar el bastón de mando a Albiol.

Esto se debe en parte, según esas mismas fuentes, a la prácticamente nula relación entre PSC y Guanyem-ERC estos últimos días. Más allá de la única mesa de negociación conjunta que hubo a principios de semana, los de Pastor y los de Sabater, a pesar de haber estado cerca, no se han vuelto a reunir. En cada candidatura hay recelos y reproches con respecto a la otra y la relación antes del sábado no es precisamente de complicidad.

Todo abierto hasta la investidura

Más allá del sentido de la votación de las asambleas de Guanyem y ERC, para lo que han convocado una rueda de prensa este mismo viernes, lo previsible, como sugieren desde ambas formaciones, es que todo quede abierto hasta el mismo sábado de la investidura.

La realidad es que en ambas formaciones hay tanto partidarios de ceder ante el PSC como de no someterse a la presión socialista e ir de perdidos al río con Albiol, al que le plantearían una oposición de desgaste. Es por ello que ninguna formación quiere arriesgarse a dar un paso en falso antes del momento decisivo de votar en la investidura.

Más noticias de Badalona en la edición local de EL PERIÓDICO DE CATALUNYA