Innovación en el deporte

Así es la tecnología low-cost que previene las lesiones en el fútbol

No solo los clubes más pudientes tienen acceso a tecnologías que mejoren el rendimiento de sus futbolistas y prevean lesiones. OLIVER ya se está utilizando en equipos de España y Latam

No solo los clubes más pudientes tienen acceso a tecnologías que mejoren el rendimiento de sus futbolistas y prevean lesiones. OLIVER ya se está utilizando en equipos de España y Latam.

Imagen de archivo.

Imagen de archivo. / Cedida (OLIVER)

3
Se lee en minutos
Fran Leal
Fran Leal

Colaborador

ver +

El desarrollo tecnológico, cada vez más acelerado, no para de impregnar prácticamente todos los sectores de actividad. De hecho, el deporte es otra prueba de ello. Y, además, van apareciendo opciones para todos los bolsillos.

Efectivamente, a través de la tecnología, se puede conseguir una mejora del rendimiento de los deportistas, así como una menor predisposición ante las lesiones. Y una muestra de ello es OLIVER, la plataforma tecnológica que, a través de un GPS low-cost e inteligencia artificial (IA), monitoriza las capacidades físicas y técnicas de los futbolistas para así evolucionar talentos, mejorar su performance y prevenir lesiones hasta un 41%, según apuntan desde la compañía. Y, recordemos, acercando estas prestaciones a los más modestos.

Triple campo de mejora

Estos objetivos se logran a través de la ciencia deportiva, una app y el dispositivo que se coloca en la pierna, que será el que brinde la información relevante. En este sentido, José González Ruzo, CEO y cofundador de OLIVER, revela en declaraciones para BYZness que los valores que se obtienen corresponden a tres vertientes: por un lado, la atlética, como podrían ser velocidades segmentadas, distancias recorridas, aceleraciones y sprints, entre otros; además, valores de salud, donde es especialmente destacable el índice de riesgo de lesión; y por último, el ámbito más futbolístico, con mapas de calor, fuerza del chute, cantidad de disparos…

Especial atención merece la prevención de lesiones que, según nos cuenta González, se resumen en el indicador IRL, que han creado “gracias al monitoreo de carga crónica y carga aguda, que se individualiza a cada jugador y jugadora, entendiendo las máximas intensidades y volumen que puede afrontar cada atleta, según altura, peso y posición en el campo”. Gracias a ello, tanto el entrenador como el propio futbolista pueden saber si se encuentra en un estado óptimo para disputar un partido, si es necesario un descanso o si cabe un aumento del esfuerzo.

Toda la información recogida durante el tiempo de juego, ya sean partidos o entrenamientos, se envía automáticamente a la plataforma y queda a disposición del club vía aplicación móvil y web. Así, jugadores, cuerpo técnico y dirección deportiva tendrán acceso a los mismos, siempre, claro está, que las directrices del club lo estipule. Además, desde la firma destacan el hecho de que no se necesita desplegar ninguna infraestructura extra, ni realizar inversiones importantes, lo que supone una democratización en el acceso a la tecnología, algo más importante de lo que podría parecer para los equipos de base y las canteras. OLIVER, según señalan, vendría a simplificar la solución de los chalecos con GPS para deportistas de élite, a la vez que puede impulsar y funcionar como solución inclusiva para el fútbol femenino.

Expansión internacional

En cuanto a su utilización, en España, la tecnología de OLIVER ya se está utilizando en academias de fútbol de Cataluña y ha llegado a la Primera División Femenina, de la mano (o las piernas, mejor dicho) del equipo pacense Santa Teresa CD. Además, ya se está implementando en clubes argentinos y uruguayos.

Noticias relacionadas

Ahora, además, cuentan con un aliado de renombre, como es José Edmílson, exjugador del FC Barcelona (que llegó a ser campeón del mundo con Brasil en el Mundial de Corea y Japón 2002). El exfutbolista ha implementado esta tecnología en el FC Ska, la academia de formación de futbolistas que dirige en São Paulo (Brasil). Según sus propias palabras, “tras utilizar la plataforma, reconozco el enorme valor que proporciona no solo para los entrenadores y preparadores físicos, sino para todos los involucrados en la formación del jugador”. Por ello, después de comprobar la eficacia del producto y las proyecciones de la compañía, Edmílson se ha sumado al proyecto como colaborador en el plan de expansión estratégico, brindando sus conocimientos y experiencia. Según sostiene González, el ‘fichaje’ de Edmílson supone un avance significativo para la plataforma dado que, además de haber sido un deportista exitoso, “hoy es un formador de talentos futbolísticos donde el desarrollo de la persona está en el centro de la cuestión, unos valores que coinciden con los nuestros”.

En cuanto a su expansión, González fija como objetivos a corto-medio plazo la apertura en simultáneo de cinco mercados en Latam y otros tres en Europa. “Este será un paso muy importante”, asevera, ya que “en medio de la pandemia podremos crecer exponencialmente y hacernos fuertes en un espacio dinámico y, a la vez, golpeado por la crisis”.