Desajuste de talento

Empleos que no tienen quien los ocupe

  • Encontrar los perfiles profesionales más deseados en el mercado laboral se complica tras la reactivación económica

Un soldador en plena tarea en el taller.

Un soldador en plena tarea en el taller. / Daniel Tortajada

6
Se lee en minutos
José Luis Zaragozá

Cuenta el director en España de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), Joaquín Nieto, que en líneas generales el escenario del mercado laboral para los próximos años es poco esperanzador si hablamos de recuperación total del empleo perdido a raíz de la irrupción de la pandemia. La OIT constata que el grado de ocupación proyectado para 2021 seguirá siendo más bajo que su nivel previo a la crisis e "insuficiente" para cerrar las brechas abiertas, por lo que al menos hasta 2023 no espera que se logren compensar las pérdidas sufridas.

Con todo, Europa, incluida España, "ha reaccionado bien al poner en marcha una inyección de capital público sin precedentes en la historia para impulsar el mercado laboral", destaca Nieto. El problema es que seis de cada diez empresas españolas tienen hoy dificultades para encontrar candidatos con las competencias técnicas y sociales requeridas. Este "desajuste de talento", según indica un informe que ha hecho público esta semana Manpower, alcanza la cifra más alta de los últimos 11 años.

¿Qué hacer? Las llamadas 'competencias sociales' cobran ahora especial relevancia al convertirse en un factor clave a la hora de seleccionar al mejor talento. Por eso, los empresarios españoles eligen el compromiso (26% de los casos), la iniciativa (22%) y el liderazgo (22%) como habilidades clave para los nuevos perfiles que incorporen, por delante del pensamiento crítico, la resolución de problemas o el trabajo en equipo, todas ellas con un 14%.

Oportunidades de empleo

Para reducir ese desajuste de talento y además atraer y retener a los mejores candidatos, más de la mitad de los empleadores (56%) están ofreciendo ya medidas de flexibilidad a sus empleados. Y el 13% de los patronos sostiene que apostará por modelos híbridos de teletrabajo y presencialidad. El objetivo no es otro que satisfacer una necesidad manifestada de forma clara por los profesionales. En la actualidad, ocho de cada diez exige que el trabajo les permita conciliar vida privada y profesional.

"A medida que la vacunación avanza y las medidas de confinamiento se levantan, un optimismo contenido llega a los empresarios", reconoce Manuel Solís, director general de Manpower en España. En su opinión, "esta recuperación de las expectativas empresariales es distinta, más concreta que la vista en pasadas situaciones de crisis y se traduce en una intención directa de crear oportunidades de empleo a partir de septiembre de 2021".

Más allá de puestos digitales faltan mecánicos, soldadores o transportistas

Y dice que la recuperación del empleo se centrará en el sector terciario, que en 2022 supondrá el 75,4% del empleo de España (tres de cada cuatro puestos). Casi un 31% de esos puestos de trabajo estarán ligados a los servicios a empresas y al sector exterior (con logística, transporte, consultoría y tecnología a la cabeza). Mientras, la hostelería, el negocio más afectado por los cierres provocados por el covid-19, recuperará gran parte de la ocupación perdida (en 2020 tuvo una caída muy importante al acaparar casi un 49% de todo el empleo destruido por la pandemia), con cerca del 40% de los puestos de trabajo que se espera crear.

Roles necesarios

Ahora bien, más allá del sector terciario habrá muchos puestos difíciles de cubrir. Y no son solo los digitales. Faltarán mecánicos, soldadores o gruístas en las industrias. Además, los expertos alertan de que es buen momento para reinventarse y apostar por el autoempleo. Antes de la pandemia los roles tecnológicos estaban ya entre los más demandados, con un claro aumento del sector logístico, impulsado sobre todo por el auge de los servicios de venta a domicilio.

Ahí está jugando un papel clave Amazon, pues lleva a cabo un despliegue sin precedentes en toda España. Y es que la crisis derivada de la covid supone la consolidación definitiva del comercio electrónico.

Empleado en un almacén de Amazon.

/ Jim Young (Bloomberg)

"Se avanza tanto en la transformación digital, la inteligencia artificial, el big data y la ciberseguridad que todos los trabajos relacionados con estas áreas están revolucionando el mercado laboral hasta el punto de que la demanda supera a la oferta en determinados perfiles", sostiene Julia Rodríguez, directora de Desarrollo de Human Age Institute.

También coincide con otros expertos en que la automatización sustituye de lleno algunas profesiones, si bien está favoreciendo la aparición de otras nuevas, vinculadas a la robotización y a la digitalización, que son ahora las que las empresas más buscan. "Sea como fuere, se creará más empleo del que se va destruir en todas las áreas vinculadas con estas nuevas tecnologías", explica la directiva.

El 'sector verde' también buscará muchos puestos, como comercial en energías renovables, operador de drones, técnico en instalaciones energéticas, experto en energía renovable, en sostenibilidad y tecnología ambiental o especialista en inteligencia artificial. Y, por supuesto, la pandemia y una esperanza de vida de la población española de las más altas del mundo condicionan especialmente el presente y el futuro del empleo en el ámbito de la salud.

Por eso faltan técnicos de análisis clínicos y biomédicos, especialistas en geriatría y enfermeros. "Son los tres perfiles laborales más buscados ahora y se prevé que se mantenga dicho interés en los próximos años", resalta Julia Rodríguez.

Reforma de la FP

Según el estudio 'Un impulso a la revolución de las competencias' (2021), elaborado por ManpowerGroup, "para 2025, humanos y máquinas resolverán tareas rutinarias a partes iguales y habrá 97 millones de empleos nuevos en todo el mundo relacionados con la inteligencia artificial, la economía verde y la atención sanitaria". Dicho análisis resalta también el alza de la demanda de diversos profesionales, entre ellos los relacionados con el sector de la logística y transporte. 

Es momento de impulsar la FP, reinventarse y apostar por el autoempleo

¿Cómo cubrir esas vacantes? La respuesta a esa cuestión es uno de los grandes retos para evitar ese desajuste de habilidades de los trabajadores y paliar los problemas de los empresarios a la hora encontrar determinada mano de obra.

Los expertos apuntan algunas ideas. "Necesitamos impulsar la formación y los planes de desarrollo interno y de capacitación para garantizar la inserción de los distintos perfiles al mercado laboral. España, como también Alemania o Estados Unidos, tienen auténticos problemas para encontrar camareros y personal de hoteles", advierte Joaquín Nieto.

Por eso, considera necesario poner en marcha una "auténtica estrategia de ámbito nacional de formación profesional dual, en la que exista el compromiso de las empresas para formar a sus futuros empleados, con el apoyo de toda la sociedad y de las administraciones públicas. Si no es así no se encontrarán los puestos de trabajo deseados", puntualiza. En eso andan el Gobierno, la patronal CEOE y los sindicatos UGT y Comisiones Obreras, quienes han sellado un acuerdo que va en esta línea. Veremos.

La newsletter de activos

Gemma Martínez da voz a los protagonistas de la nueva economía, que se atreven a decir cosas diferentes.

Suscríbete

Noticias relacionadas

En parecidos términos, el presidente del Consejo Económico y Social de España (CES), Antón Costas, sostiene que el papel de la FP resulta clave para crear una amplia "clase media profesional que dinamice la economía, al igual que la clase media sirve como base para una democracia sólida". En su opinión, la FP es también un instrumento poderoso para abordar el problema de la débil productividad y de emprendimiento de nuestro modelo económico, que necesita fortalecer la "clase media" con las capacidades que ofrece la formación profesional.

Según el presidente del CES, "otra reforma laboral tampoco es la panacea para resolver los problemas de desempleo, que en muchos casos pasarán por reforzar la FP. La alianza de centros educativos e instituciones comprometidas con la mejora de la empleabilidad de los jóvenes puede constituir un pilar para el nuevo contrato social que necesitamos y lograr así el dinamismo económico, el progreso social y la igualdad de oportunidades", concluye Costas.

Temas

Empleo Paro