Refugios del ahorro en guerra

  • Los expertos aconsejan alejarse de las criptomonedas e iniciarse con los fondos de inversión

Refugios del ahorro en guerra

Activos

3
Se lee en minutos
Lorena Martín

A pesar de los 3.000 kilómetros que separan a España de Ucrania, los efectos de la invasión de Rusia se están reflejando en los bolsillos de los ahorradores españoles. El IPC más alto en los últimos 35 años viene de la mano de récords diarios del precio de la luz. La volatilidad protagoniza las bolsas europeas y la economía ralentiza su recuperación con menos consumo e inversión. Mientras, las empresas se enfrentan a problemas de suministros y mayores costes en las materias primas. En este contexto, marcado por la incertidumbre, ¿qué opciones tienen los pequeños ahorradores a la hora de invertir?

Con una tasa de inflación del 7,5% interanual en febrero, los ahorros en la cuenta corriente podrían disminuir en ese mismo porcentaje al terminar el año. Por ese motivo, Antonio Saiz, director de ‘Oferta minorista ahorro’ de la unidad de ahorro e inversión del Banco Sabadell, señala que la recomendación para los pequeños ahorradores es "invertir con constancia, prudencia y dejando el dinero un mínimo de tres años para no perder poder adquisitivo".

Acciones, materias primas, índices bursátiles, criptomonedas... los potenciales inversores tienen una gran variedad de opciones para obtener rendimiento de su capital. Pero, antes de decantarse por alguna alternativa, deberían valorar cuáles son sus objetivos, cuánto tiempo se puede prescindir de ese dinero y qué riesgo se está dispuesto a correr.

Para aquellos inversores más inexpertos, el fondo de inversión es "el instrumento más adecuado" para extraer algo de rentabilidad de los ahorros, según Saiz. Por ejemplo, los fondos multiactivos permiten capear las situaciones de inestabilidad con una composición diversificada, y pueden tener diferentes proporciones de renta variable y renta fija.

A lo largo de 2021, los fondos de inversión incrementaron su patrimonio un 15,1%, hasta superar los 316.084 millones de euros, según datos de la patronal española Inverco. La subida se debe no solo por el aumento de entradas, sino también fue por la revalorización y por el atractivo fiscal.

Para aquel inversor que posea más conocimiento de los mercados financieros, los especialistas coinciden en que la mejor opción está en la renta variable. Con el escenario actual, ha habido una importante corrección de precios que puede dar lugar a oportunidades de compra. Pero, por otro lado, también hay un fuerte incremento de la volatilidad con oscilaciones diarias de más de un 3% en renta variable; y es ahí donde debe incorporarse el análisis de la situación por parte del inversor, según fuentes de CaixaBank.

Josep María Valls, director de oficina en Renta 4, recomienda a aquellos inversores que decidan operar en Bolsa dedicar tiempo a valorar la deuda, los márgenes de beneficio, y las perspectivas de crecimiento empresariales, entre otros factores. Aquellas compañías que los analistas prevén que tendrán un mejor comportamiento en el mercado bursátil son las tecnológicas, así como las relacionadas con el ámbito de la sostenibilidad y las energías verdes. En definitiva, aquellas vinculadas al crecimiento económico. Y es en Europa donde está la renta variable con una valoración a un nivel más atractivo, en comparación con la de Estados Unidos, situada por encima de sus medias históricas, según los expertos. 

Valorar las ‘commodities’

Las materias primas, o ‘commodities’, son a su vez una opción valorable para invertir los ahorros. Las relacionadas con la energía son las que tienen mayor impulso, junto con el petróleo, y también los alimentos.

Por lo que respecta a las opciones de renta fija, la gran mayoría de asesores financieros no las recomiendan porque consideran que, después de la época de inestabilidad geopolítica, habrá un periodo de subidas de tipos de interés por parte de los bancos centrales, lo que complicaría este tipo de inversión.

Noticias relacionadas

El mundo de las criptomonedas también debería dejarse a un lado por su elevada volatilidad, y a pesar de las múltiples aplicaciones de las monedas, porque se considera un instrumento de especulación por los expertos. Georgina Sierra, responsable de productos financieros en Diverinvest Asesoramiento Eafi, explica que su evolución depende más de modas y vaivenes en la demanda que del análisis de los datos fundamentales, a pesar de que actualmente parece que rivalizan con el oro y que su aumento de precios parece responder a los aumentos en las expectativas de inflación.

Aquellos que ya tengan inversiones en marcha, deberán ser capaces de "mantenerse firmes" en el contexto de un evento intrínsecamente imprevisible, como la actual guerra en Ucrania, y no dejarse llevar por las emociones y sesgos. "No se deben replantear al completo las inversiones, pero sí realizar los ajustes necesarios", como una exposición más defensiva a corto plazo, según las mismas fuentes.

Temas

Ahorro