Ir a contenido

tú y yo somos tres

La brutalidad del enemigo en la retina

Ferran Monegal

La policía cargando durante el 1-0 (TV-3). / LLUIS ARCARAZO / MEDIAPRO (TV3)

Advierte el gran estratega Sun Tzu en su celebérrimo manual El arte de la guerra que es fundamental, básico, imprescindible, potenciar los errores del enemigo. Hay que saber utilizar las salvajadas del adversario, y mantenerlas en las retinas de la ciudadanía como hoguera que escalfe, retroalimente y refuerce el sentimiento de las víctimas. El atropello, bien manejado, se transforma, para la causa, en combustible. Y la acción del agresor se vuelve contra él de forma inevitable. En este sentido ha sido impecable el trabajo que han elaborado para TV-3 el productor Jaume Roures (Mediapro) y el director Lluís Arcarazo, sobre los sucesos del 1 de octubre. Han sido 50 minutos intensos. Un retrato-síntesis de aquella jornada en la que brillaron las porras, se lanzaron proyectiles y se cargó de forma brutal contra una ciudadanía que solo pretendía colocar una papeleta en una urna. Nos han enseñado la organización de las mesas, la distribución de los apoderados, el sistema informático «que anulaba la posibilidad de votos repetidos (..), a pesar de los ataques de los servicios de inteligencia españoles». Dieron voz a voluntarios en los colegios que decían con orgullo: «A pesar de los impedimentos, el proceso ha sido de una limpieza y pulcritud extremas». Nos han ofrecido planos de la ciudadanía hermosísimos: una señora, en silla de ruedas, yendo a votar; una joven impedida, llevada en brazos hasta la urna; una madre con su bebé en su regazo, camino al colegio electoral. Y en la calle, masas de ciudadanos de todas las edades gritando pacíficamente «¡Votarem, els carrers sempre seràn nostres, votarem!». ¡Ah! Le emoción desbordaba la pantalla. Nos contagiaba de forma gloriosa y absoluta. Y de pronto la represión. El ataque de los armados. Cascos, escudos, porras, y escopetas cargadas con balas de goma lanzando tiros. Violencia. Golpes. Palizas. Humildes ciudadanos heridos, mujeres, ancianos, más de mil. Y el testimonio de Roger Español, el joven que ha perdido un ojo: «Quiero ser el último herido por bala de goma del Estado español».

Todo lo que nos han ofrecido en este trabajo es absolutamente verídico. El arte televisivo -y de eso TV-3 sabe mucho- es mantener estas imágenes vivas. Inmenso error el de Rajoy y su equipo. Todavía estamos a la espera de que el responsable de este salvaje operativo sea dimitido.

0 Comentarios
cargando